San Pedro Sula, Honduras.

Las autoridades de la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DNIC) informaron ayer que la primera línea de indagación en el asesinato del jefe de Personal de la Empresa Nacional Portuaria (ENP), Ángel Gabriel Viera Cano, es su entorno laboral.

El ejecutivo fue asesinado a balazos por un individuo el martes dentro de su carro en la colonia La Paz de La Lima.

Las autoridades de ese cuerpo investigativo indicaron que hay indicios de que la muerte de Viera se debe a sus funciones en la ENP. También sospechan que el asesinato de Viera está ligado con la muerte del también abogado Pompilio Coto Torres, quien era apoderado legal de la ENP.

Coto fue asesinado el 20 de junio en Puerto Cortés. Entre los indicios de la DNIC está que a los dos abogados los habrían matado por casos de corrupción que se investigan en la ENP.

La DNIC también indaga un vínculo entre las muertes de Ángel Viera, Coto Torres y el comunicador social Juan Carlos Cruz Andara, quien era consultor aduanero.

Cruz fue asesinado el 23 de junio en Puerto Cortés.

Cruz Andara fue asesinado de varias puñaladas en su casa en el barrio El Porvenir de Puerto Cortés.

Según la Policía, Cruz Andara había sido amenazado de muerte p0r desconocidos.

El abogado Pompilio Coto Torres fue ultimado a balazos por un sicario en motocicleta cuando se acababa de bajar de su carro frente a su vivienda en el barrio Copén, de Puerto Cortés.

No hay ningún detenido por los asesinatos de Coto Torres, Cruz Andara y Ángel Viera.