“Queremos que se haga justicia”, claman familiares de niña ultrajada en Santa Bárbara

La niña de 12 años murió de un paro cardiaco después que la llevaran a una clínica, adonde confesó que la violaron.

Parientes tienen lista la habitación para velar a la menor y piden apoyo para trasladar el cadáver de la morgue de San Pedro Sula a su comunidad.
Parientes tienen lista la habitación para velar a la menor y piden apoyo para trasladar el cadáver de la morgue de San Pedro Sula a su comunidad. /

Santa Bárbara, Honduras.

“No queremos que el responsable esté libre, exigimos que se haga justicia por lo que le hicieron a mi hermana”, dijo José Perdomo, hermano de la niña de 12 años de edad que murió después de ser violada en la aldea Valle de la Cruz, Nuevo Celilac.

La menor residía con su padre, madrastra y varios hermanos en una humilde casa de la comunidad. Hace cinco días comenzó a tener fiebre y dolor en las piernas, por lo que este lunes fue llevada por sus parientes a la clínica materno infantil Héctor Arturo Alcántara, en el barrio de Jesús Atima.

El reporte policial señala que después de hacer algunas investigaciones, el personal médico informó que la menor no permitía que la tocaran y al interrogarla les confesó que había sido violada, pero no dijo quién o cuándo sucedió.

ar-menor4-170920(800x600)
La víctima residía con su padre, madrastra y hermanos en una humilde vivienda.

Los médicos avisaron a la Policía después de evaluarla y ver los signos de violación. El martes, la niña murió de un paro cardiaco.

Se informó que tenía laceraciones y ruptura en sus partes íntimas, pero aún no hay una relación médica de este hecho con la muerte.

Agentes policiales detuvieron ese día a Jesús Perdomo (de 65 años), padre de la niña, pero no habían pruebas que lo inculparan, por lo que fue dejado en libertad.

LA PRENSA llegó a la aldea Valle de la Cruz, adonde los vecinos y familiares piden que capturen al responsable, ya que temen que le pase lo mismo a otras niñas. Debido a que la familia es de escasos recursos piden apoyo a las autoridades locales para que les ayuden a traer el cadáver de la niña que fue trasladado a Medicina Forense de San Pedro Sula.


Dolor

En una habitación ya tienen listo el ataúd para velar a la niña.

El papá de la víctima contó que “la llevamos al doctor porque estaba enferma, pero yo no le hice nada a mi hija, pedimos que investiguen quién lo hizo y necesitamos ayuda para traer el cuerpo”.

Insistió que no es el responsable de lo que sucedió, pues es padre de 20 hijos y nunca había pasado por una situación como esa.

Lorenzo Pineda Reyes, jefe de la Policía Nacional en Santa Bárbara, dijo que tienen equipos de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI) trabajando en el caso.

La Prensa