Más noticias

Falso allanamiento montaron sicarios para matar a 5 hombres

Autoridades militares afirmaron que un carro utilizado en la masacre, que fue quemado, no era de las Fuerzas Armadas. Ayer los cuerpos fueron entregados a sus familiares.

El carro utilizado por los sicarios fue quemado.
El carro utilizado por los sicarios fue quemado.

San Pedro Sula, Honduras

La Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina) descartó en un comunicado que uno de los vehículos en que andaban los sicarios que mataron a cinco hombres en Intibucá, fuera propiedad de las Fuerzas Armadas (FFAA).

El vehículo color verde, fue quemado después de cometer los crímenes en la cercanías de la residencial Las Marías, según las autoridades militares tenía reporte de robo.

La masacre de las cinco personas ocurrió a eso de las 7:15 am del domingo en la colonia 8 de Octubre de Intibucá, cuando un grupo de sujetos armados se bajaron de tres vehículos e ingresaron a una casa a matarlos.

7:15
de la mañana del domingo se produjo la matanza en Intibucá, donde pobladores se sorprendieron por el inusual hecho violento

Antes de dispararles a los adultos, los sicarios sacaron de la vivienda a los niños y a las mujeres. Luego tendieron en la sala de la casa a los hombres y los ejecutaron. Las víctimas fueron identificadas como Fredis Madrid Chacón, Maynor Obed Madrid Carbajal, Óscar Adonay Carbajal Rivera, Anuar Adalid Madrid Carbajal y Kelvin Levi Zúñiga Mencía.

Jair Meza, portavoz de la Secretaría de Seguridad, dijo que “el caso de Intibucá se le atribuye al crimen organizado, hay líneas de investigación referentes a otros casos que se han dado en esa zona del país”.

Dijo que “ya hay avances, se menciona a una estructura criminal de La Mosquitia que pudo haber estado involucrada”.

Explicó que el hecho tuvo una peculiaridad al utilizar prendas militares y policiales, como si fueran entes de seguridad del Estado, es decir, que los autores del quíntuple crimen montaron un falso allanamiento.

“Utilizaron tres vehículos, un doble cabina color blanco, al cual le pintaron una bandera de Honduras en las puertas, para que pareciera del Ministerio Público, otro carro pintado en verde como si fuera de las Fuerzas Armadas”, detalló.

Además participó un tercer automotor que servía de apoyo y que se adelantó después de la matanza para colocar obstáculos en la salida de la ciudad para que las patrullas sufrieran desperfectos en sus llantas y no pudieran perseguirlos.

Dos de las víctimas tuvieron procesos por homicidio en su grado de ejecución de tentativa y portación ilegal de armas, pero lograron su libertad.

Las autoridades indicaron que algunas de las víctimas eran de Tocoa y que hace algún tiempo se habían ido a vivir a Intibucá, supuestamente huyendo con sus familiares. La casa en la que estaban viviendo está ubicada a la par de una base militar.

rr intibuca 210519 1.1(800x600)
Los cuerpos fueron reclamados en la morgue de Tegucigalpa por familiares.