Desde hace 10 años, Corte ordenó repetir juicio a oficial acribillado en San Pedro Sula

Un Tribunal de Sentencia condenó en 2007 al oficial Wilfredo Salazar, asesinado en SPS, a 15 años de prisión por tráfico de droga. En el ataque también murió un exoficial y un amigo.

Fotografías en vida de Erin Robles y Wilfredo Salazar, expolicías asesinados el pasado sábado en San Pedro Sula.
Fotografías en vida de Erin Robles y Wilfredo Salazar, expolicías asesinados el pasado sábado en San Pedro Sula.

San Pedro Sula, Honduras.

Desde hace diez años, la Corte Suprema de Justicia ordenó que se repitiera el juicio oral y público por el delito de tráfico ilícito de drogas al oficial de la Policía Wilfredo Gonzalo Salazar Barahona, quien fue uno de los tres acribillados el sábado anterior en el barrio Guamilito de esta ciudad.

Gonzalo Salazar se conducía en un vehículo doble cabina color gris junto al exoficial de la Policía Erin Amed Robles Deras y un amigo de nombre Carlos Jonathan Hernández Madrid cuando fueron asesinados.

Las tres muertes ocurrieron a eso de las 5:00 pm en la 5 avenida y 5 calle del barrio Guamilito perpetradas por sujetos que dispararon con armas de grueso calibre.

Según la versión policial, el vehículo era conducido por Erin Amed Robles, en el asiento del pasajero iba Wilfredo Salazar Barahona y en el asiento de atrás iba Jonathan Hernández.

Con el recurso interpuesto por la defensa, la Sala Penal anuló el juicio en el que había sido condenado el oficial Salazar y otros involucrados en un caso por tráfico de drogas.

Los tres hombres se estacionaron con la intención de bajarse, al parecer para ir a un bar, al momento en que fueron sorprendidos por sujetos que se conducían en dos vehículos, presuntamente una camioneta Runner negra y un doble cabina café.

Durante el reconocimiento de las víctimas mortales, los investigadores pudieron observar que encima del cuerpo de Salazar Barahona había un casquillo de bala por lo que creen que disparó su arma en contra de los atacantes. Los cadáveres fueron trasladados a la morgue de Medicina Forense de donde ayer en horas de la madrugada y en el transcurso de la mañana fueron reclamados por sus familiares. En un comunicado, la Policía Nacional informó que el exoficial Erin Amed Robles Deras fue cancelado de la institución por reestructuración, el primero de agosto de 2016.

Del inspector Wilfredo Salazar Barahona afirmaron que estaba suspendido de todas sus funciones operativas por el proceso pendiente por el delito de tráfico ilícito de drogas, pendiente de sentencia definitiva y de cancelación.

Sentencia. Sobre el proceso acusatorio en contra de Salazar Barahona, en los archivos de la Corte Suprema de Justicia se especifica que el oficial, luego de un juicio oral y público, fue declarado culpable el 31 de octubre de 2007 y condenado a 15 años de prisión, más el pago de una multa de un millón de lempiras.

Durante el juicio, según el fallo de los jueces, la Fiscalía aportó pruebas de su participación en una banda compuesta por una familia, cuyos miembros fueron condenados por tráfico ilícito de drogas en Comayagüela.

“Para asegurar el resultado de estas transacciones, el subinspector Wilfredo Salazar Barahona se encontraba a disposición de la familia Meza Sánchez, a quienes les daba seguridad, resolvía asuntos policiales y logística para las acciones ilícitas y cobros de venta de droga”, apunta el fallo judicial.

Pero luego, la defensa del Wilfredo Salazar interpuso un recurso de casación con varios argumentos de los cuales algunos fueron declarados con lugar por los magistrados de la sala penal de la Corte, la que ordenó el 5 de noviembre de 2009 la repetición del juicio oral y público, el cual, a la fecha, no había comenzado.

La Prensa