Kevin Solórzano condenado a 33 años de prisión por asesinato de exfiscal

Se le impuso una condena de 20 años de prisión por el asesinato del exfiscal Edwin Eguigure y 13 por tentativa contra su viuda.

Kevin Solórzano recibió una condena de 33 años. Su defensa anunció que apelará y presentará un recurso de casación en los próximos 20 días.
Kevin Solórzano recibió una condena de 33 años. Su defensa anunció que apelará y presentará un recurso de casación en los próximos 20 días.

Tegucigalpa, Honduras.

Siete meses y 20 días después de haber sido declarado culpable, el universitario Kevin Joshua Solórzano fue condenado ayer a 33 años de prisión por el asesinato del exfiscal Edwin Eguigure y el asesinato en su grado de ejecución de tentativa en contra de su esposa María Auxiliadora Sierra.

Al individualizar la pena, la Sala Primera del Tribunal de Sentencia impuso a Solórzano 20 años de reclusión por el asesinato de Eguigure y 13 años con cuatro meses por tentativa contra Sierra; es decir, que purgará la pena hasta que cumpla los 55 años.

El juicio contra el joven estudiante universitario, así como el incoado en la década de los ochenta contra los responsables del asesinato de la normalista Riccy Mabel Martínez Sevilla, han sido los dos casos más mediáticos en la historia judicial de Honduras.

LEA: El escalofriante relato de la viuda de exfiscal asesinado

El pasado 8 de febrero, un tribunal integrado por tres jueces encontró culpable de asesinato y de intento de homicidio al universitario; pero hubo un voto disidente de uno de los magistrados que componen dicho tribunal.

Cinco argumentos presentados por el Ministerio Público fueron claves para la sentencia en contra del universitario, entre estos, el testimonio de la viuda y uno de sus hijos, el retrato hablado y el vaciado telefónico, entre otros.

Melvin Duarte, portavoz del Poder Judicial, amplió que el fallo del Tribunal de Sentencia suma una pena de 33 años de prisión, 20 por el asesinato del exfiscal Eguigure y 13 años con cuatro meses por tentativa de asesinato en contra de su esposa.

Explicó que se trata de condenas mínimas, puesto que el Código Penal vigente establece una pena de 20 a 30 años de reclusión por asesinato y 13 años a 20 años por tentativa.

“Se han aplicado en este caso, de acuerdo con la facultad del tribunal y en observancia a los elementos que fueron debatidos en el juicio oral y público las penas mínimas que están consideradas por estas figuras delictivas en el Código Penal”, refirió.

Duarte explicó que la decisión de aplicar las penas mínimas a Kevin Solórzano es una valoración de los miembros del Tribunal de Sentencia con base en las valoraciones que fueron expuestas en la última audiencia cuando las partes solicitan la pena concreta.

“El Tribunal con base en todas esas argumentaciones hace sus propias valoraciones, pero están dentro del rango establecido del Código ambas figuras y sus penas”, acotó el portavoz.

Con respecto al cumplimiento de la prisión, explicó que el tiempo que el universitario ha pasado en prisión es conmutable de la pena global que se le impuso.

La individualización de la pena se hizo mediante una comunicación emitida por el Poder Judicial. La pena contra el joven está en consonancia con lo solicitado por el Ministerio Público en la última audiencia, durante la cual pidió de 20 a 30 años de cárcel por el asesinato de Eguigure y de 13 a 20 años por tentativa de asesinato contra su esposa.

Recurso

Tras conocerse la resolución, la defensa del condenado anunció que en los próximos días interpondrá un recurso de casación porque consideró que se violaron el estado de inocencia y el principio universal que dice que en caso de duda debe ser beneficiado el acusado.

Jair López, defensor de Kevin, cuestionó que la condena debió emitirse en marzo pasado, pero se hace seis meses después de lo establecido.

En declaraciones a Diario LA PRENSA dijo que ahora van a tener la posibilidad de conocer la sentencia y revisarla para preparar el recurso de casación que se interpondrá ante el máximo tribunal de justicia.

“Prepararemos un recurso de casación lo suficientemente válido, bien motivado y que permita dejar en evidencia la arbitrariedad que se ha cometido contra Kevin Solórzano, porque casi la totalidad de pruebas señalaban que él no participó en este hecho, y no cualquier prueba, sino la prueba científica”, acotó.

El profesional del Derecho consideró que se cometió una arbitrariedad judicial contra su defendido, por cuanto no se respetó su estado de inocencia y el principio universal que establece que en caso de duda el acusado debe ser beneficiado.

“Como el recurso de casación es un recurso que entre otras finalidades tiene hacer justicia a las partes, esperamos que en su momento exista esa sentencia que corrija esta arbitrariedad judicial”, apuntó.

Agregó que la sentencia les permitirá revisar el voto disidente de uno de los tres jueces que consideró que el joven universitario es inocente de los hechos que le imputan.

Familia destrozada

La familia del joven estudiante, particularmente su padre, madre y hermana, recibieron la sentencia con mucho dolor, aunque eran conscientes que esto iba a ocurrir.

Los padres no hablaron a los medios, pero el defensor de su hijo comentó que la condena les cayó como un balde de agua fría.

“La familia de Kevin, a pesar de que sabía que esto iba a ocurrir, porque eso lo sabemos desde febrero de este año cuando fue declarado culpable por el Tribunal de Sentencia, lo han tomado como una revictimización y la vulneración de los derechos de Kevin y evidentemente se encuentran muy conmovidos y afectados por este nuevo episodio”, manifestó.

Finalmente, el abogado defensor adelantó que mañana se notificarán formalmente y a partir de ahí tienen 20 días hábiles para presentar el recurso de casación ante la Corte Suprema de Justicia,

“Contando que esta semana que viene es de Feriado Morazánico , contaremos con unos 25 días para poder presentar el recurso”, concluyó.

Kevin Solórzano guarda prisión en la Penitenciaría Marco Aurelio Soto desde noviembre de 2014.

La Prensa