Más noticias

El príncipe Harry se pronuncia sobre la situación en Afganistán

El nieto de Isabel II, quien sirvió brevemente con el ejército británico en el país asiático, ha querido tener un gesto de apoyo y consideración hacia los veteranos que allí combatieron

Madrid.

El príncipe Harry de Inglaterra ha recibido con consternación, como la opinión pública de todo el mundo, el progresivo pero implacable regreso de los extremistas talibanes al poder en Afganistán.

Este grupo islamista, adormecido quizá durante los años inmediatamente posteriores a la invasión estadounidense de 2001, pero siempre alerta y en proceso de rearme, recuperó en cuestión de solo unos días el control de las principales ciudades del estado, incluida la capital Kabul, al tiempo que forzaban el exilio del ya derrocado presidente y de las fuerzas internacionales.

El nieto de Isabel II se ha sentido ahora en la obligación de pronunciarse sobre tamaña tragedia, que ya ha desembocado en una pérdida total de libertades para los ciudadanos del país, especialmente las mujeres, habida cuenta de la relación tan especial que mantiene con Afganistán, donde sirvió brevemente durante el tiempo en que formó parte del ejército británico, y con todos esos compañeros de división con quienes experimentó en todo su esplendor esos estrechos vínculos que se enmarcan en el concepto de camaradería.

Hay que recordar, además, que el hijo menor de la malograda Diana de Gales fundó en 2014 una organización solidaria llamada 'Invictus' que, al margen de la atención mediática que suele recibir a cuenta de los juegos deportivos que se celebran esporádicamente, también se dedica a asistir de forma sistemática a los veteranos de guerra en todas sus necesidades, tanto fisiológicas y psicológicas.

Eso explica que Harry haya querido dirigirse directamente a ellos para pedirles que se apoyen los unos a los otros en estos momentos tan duros a nivel político, social y también emocional.

'Lo que está ocurriendo en Afganistán resuena en todas las comunidades internacionales de la red Invictus. Muchas de las naciones participantes y de los competidores de los Juegos Invictus están unidos por la experiencia compartida en el país, tras servir durante muchos años y desde hace dos décadas. Por eso quiero animar a toda la red Invictus, y a la comunidad militar más amplia, a que se ayuden y se mantengan en contacto para ofrecer todo el apoyo posible', reza un extracto del comunicado que ha emitido el príncipe.