Más noticias

En Cortés se necesitan hacer 2,500 pruebas diarias con urgencia

Comisión del Colegio Médico de Honduras prepara documento con recomendaciones que entregará a la CCIC.

San Pedro Sula, Honduras.

Mientras el recién inaugurado laboratorio de virología de San Pedro Sula apenas analiza 40 pruebas PCR diarias, médicos hondureños coinciden en que si no comienzan a aplicarse las pruebas rápidas en este momento, será imposible contener la pandemia del COVID-19 en el departamento de Cortés.

Según los expertos, en el valle de Sula deben estarse aplicando de 700 a 2,500 pruebas rápidas al día, pues solo con esta acción se podrá mapear a los pacientes infectados y su procedencia para darles el debido abordaje.

Pero la realidad es que desde que comenzó la enfermedad en Honduras, en la zona norte apenas se han aplicado 700 de estos test, entre las ciuadades de San Pedro Sula, Villanueva, San Manuel y Pimienta.

LEA: Honduras suma 702 casos de COVID-19 y 64 fallecidos

Samuel Santos, vicepresidente del Colegio Médico de Honduras (CMH), dijo que conformaron una comisión técnica que trabaja en un documento que contiene una serie de recomendaciones que será entregado a la Cámara de Comercio Industrias de Cortés (CCIC), para que la institución, con base en estas sugerencias, ejecute estrategias que permitan frenar los casos de COVID-19.

“Nosotros recomendamos hacer 150,000 pruebas rápidas en diferentes momentos, por lo menos en un mes, lo cual nos lleva en diferentes semanas unas 2,500 pruebas diarias. Este proceso es para detectar pacientes y hacer los cercos epidemiológiocos”, explicó Santos.

Refirió que es necesario conformar equipos de trabajo que visiten los barrios y colonias para que las pruebas se hagan casa por casa, a partir de las recomendaciones hechas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la experiencia que han compartido otros países que están superando la crisis sanitaria.

Suyapa Figueroa, presidenta del CMH, dijo que no solo deben hacerse pruebas rápidas, también se requiere hacer determinación de anticuerpos para saber qué cantidad de la población desarrolló algún tipo de inmunidad y para conocer la realidad actual de la pandemia en la zona metropolitana del valle de Sula.

“En este momento se habla de suspender la cuarentena y no se sabe cómo está la pandemia. Cualquier decisión que se tome corre el riesgo de ser errónea por el poco conocimiento que se tiene de la pandemia. Ninguna proyección es exacta si no se tiene el conocimiento de cuál es la situación”, aseveró Figueroa.

Carlos Umaña, presidente de la Asociación de Médicos del Seguro Social, dijo que el Ihss ha aplicado unas dos mil pruebas rápidas, pero ha sido solo a derechohabientes, pues es al Gobierno a quien le corresponde esta labor.

Umaña destacó que para aplanar la curva, que para finales de mayo podría llegar a los 1,200 casos, es necesario hacer pruebas a la vez en Puerto Cortés, La Lima, El Progreso, Choloma y la Capital Industrial.

Diógenes Chávez, subdirector de la Región de Salud de Cortés, informó que esta semana esperan recibir unas 600 pruebas rápidas, las que serán distribuidas en los municipios enumerados por Umaña.

Laboratorio.

Autoridades de la Secretaría de Salud informaron que desde el jueves 23 de abril que comenzó a operar hasta ayer por la mañana, en el laboratorio de virología de San Pedro Sula apenas se había hecho 138 pruebas PCR, de las cuales 89 han dado positivo, 35 negativo y 14 deben repetirse.

El espacio cuenta con todo el equipo y personal requerido para la aplicación de pruebas, y en el transcurso de esta semana recibirán una dotación de las pruebas para seguir trabajando.

La meta es estar haciendo 200 pruebas PCR al día para descongestionar el laboratorio central en Tegucigalpa.