El 8 de abril de 2008, Yi So-yeon despegó del cosmódromo de Baikonur en Kazajstán con dos cosmonautas rusos, en la nave Soyuz TMA-12, para convertirse en la primera persona surcoreana en viajar al espacio.

La nave se acopló a la Estación Espacial Internacional (EEI), donde So-yeon permaneció nueve días realizando experimentos y pruebas médicas. Además, compartió comida tradicional con la tripulación estadounidense y rusa.

Llevaba equipo de experimentación y había empacado “kimchi” y otras comidas coreanas que compartió durante el 12 de abril, cuando Rusia celebra el Día de la Cosmonáutica.

En Corea, las conservas de verduras y hortalizas sazonadas con especias, mariscos y pescados fermentados se denominan “kimchi” y son un elemento esencial en las comidas.

Yi So-yeon nació el 2 de junio de 1978, en Kwangju, obtuvo una licenciatura y una maestría en ingeniería mecánica. En 2006, estaba trabajando para obtener un doctorado cuando fue seleccionada entre 36,000 aplicantes.

Para capacitarse tomó un curso en el Gagarin Researchand Test Cosmonaut Training Center. Corea del Sur pagó a Rusia US$ 20 millones para permitir que participara en el vuelo espacial.

Durante años se dedicó a la investigación en el KoreaAerospace Research Institute (Kari). En 2009, asistió al Programa de Estudios Espaciales en el Centro de Investigación Ames de la Nasa.

En 2011 se le consideró como una de los 15 científicos asiáticos más importantes en la Asian Scientist Magazine. Sus aportaciones a la ciencia fueron conocidas alrededor del mundo. En 2014, renunció al programa espacial de Corea.

“Si me preguntas que es más difícil, ser famosa o volar al espacio, te diría que la fama es mucho más difícil”, dijo en una entrevista Yi So-yeon.