Kremlin, Moscú

El líder de la república rusa de Chechenia, Ramzán Kadírov, pidió el sábado al ejército ruso usar “armas nucleares de baja potencia” en Ucrania, donde las tropas de Moscú tienen dificultades en algunas zonas.

“En mi opinión, hay que tomar medidas más drásticas, hasta la declaración de la ley marcial en las zonas fronterizas y el uso de armas nucleares de baja potencia”, dijo Kadírov en un mensaje en Telegram.

“No es necesario tomar nuestras decisiones teniendo en cuenta a la comunidad occidental-americana”, añadió este dirigente leal al Kremlin, que estuvo en Moscú el viernes para la formalización de la anexión de territorios ucranianos a Rusia.

El líder checheno, que gobierna su república caucásica con puño de hierro, también cuestionó la cadena de mando en el ejército ruso.

“El nepotismo en el ejército no conduce al bien”, dijo. “No hay lugar para el nepotismo en el ejército, especialmente en tiempos difíciles”, añadió.