Suecia.

A las 3 de la tarde de cada 24 de diciembre, y durante una hora, los suecos prenden sus televisores para ver al pato Donald.

El pato Donald no es sueco, pero es una institución en este país eurpeo. Desde 1959 los ciudadanos tienen como tradición ver las aventuras de este adorable pato antes de celebrar la Navidad, reseña la agencia AFP.

Ulrika Lundgren Borg, portavoz de la televisión pública SVT, que emite el programa de una hora de duración, cuenta que entre 3,5 y 3,8 millones de suecos enciende sus televisores para sintonizar al amigo con plumas. El país cuenta con nueve millones de habitantes.

'Cuando intentaron sacarlo de trasmisión, las protestas comenzaron', cuenta la sueca Jacqueline Erèze, quien dice que la “tradición está arraigada a la Navidad y que Kalle Ankas (el pato Donald en sueco) es visto en familia, los niños saben de memoria los diálogos y luego abren los regalos”.

Cada 24 de diciembre, a las 3:00 p.m. el pato Donald tiene una cita con el pueblo sueco.