28/09/2022
06:48 PM

Más noticias

Gigantesco asteroide pasó 'rozando' peligrosamente la Tierra

El peligroso acercamiento de un asteroide cuya fuerza equivale a 35 bombas nucleares fue previsto apenas 24 horas antes de su paso.

Washington, Estados Unidos.

Mientras la mitad del planeta dormía el pasado 9 de enero, el asteroide 2017 AG13 pasó sigilosamente a tan solo 200.000 kilómetros de la Tierra, la mitad de la distancia que nos separa de la luna, apenas 24 horas después de que las agencias espaciales lo ubicaran, según informaron medios británicos.

El 8 de enero el programa de búsqueda y seguimiento de objetos próximos a la Tierra del Lunar and Planetary Laboratory de la Universidad de Arizona, detectó el asteroide que también cruzó la órbita de Venus.

Según este observatorio, el asteroide (de entre 13 y 32 metros de diámetro) se movía a una velocidad de 16 kilómetros por segundo, lo cual dificultaba su detección con telescopio. 'Se estaba moviendo muy rápidamente, muy cerca de nosotros', declaró el científico Eric Feldman.

El especialista agregó que el 2017 AG3 tenía 'aproximadamente el mismo tamaño que el asteroide que cayó en Chelyabinsk, Rusia, en 2013, que dejó más de 1,000 personas heridas'.


Los efectos hubieran sido mucho más graves en caso de que éste hubiese explotado en nuestra atmósfera ya que lo habría hecho con una fuerza de 700 kilotones; 35 veces más que la bomba atómica de Nagasaki, de 20 kilotones.

La detección de AG13 coincidió con la publicación de la Administración de Estados Unidos en la que, además de reconocer el peligro real que suponen los impactos de estos cuerpos, se trazan las líneas generales para una estrategia para su seguimiento e incluso planes de futuro para su posible desviación.