19/05/2024
12:00 AM

Arrestan a 802 migrantes en cuatro días en la frontera de Texas y México

  • 06 abril 2022 /

Los migrantes son ciudadanos procedentes de Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Cuba, Ecuador, México y Rumanía.

Texas, Estados Unidos

Agentes de la Patrulla Fronteriza detuvieron a 801 migrantes latinoamericanos y uno rumano en diferentes operaciones efectuadas en cuatro días en el Valle del Río Grande (Texas), informó este miércoles la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP).

En la noche del lunes, agentes fronterizos que operaban cerca de La Grulla encontraron a un grupo de 155 migrantes procedentes de países centroamericanos, así como de Venezuela y Cuba, que habían ingresado de forma irregular a Estados Unidos, señaló la CBP en un boletín.

LEA: Hallan a 70 migrantes ocultos en pozo de agua de hotel en México

El grupo estaba integrado por 52 miembros de unidades familiares, 17 menores no acompañados y 86 adultos que viajaban solos. En la mañana del martes, agentes que trabajaban cerca de la ciudad de Roma observaron a un grupo grande de migrantes entrar de forma irregular al país. La Patrulla Fronteriza clasifica a cualquier grupo de 100 migrantes o más como “grande”.

Los agentes detuvieron a 120 extranjeros e identificaron entre ellos a 50 miembros de unidades familiares, 36 niños no acompañados y 34 adultos solos. Los migrantes eran ciudadanos de Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Cuba y Perú.

ADEMÁS: Piden a Los Ángeles incluir a inmigrantes en plan de ayuda por covid-19

Estos inmigrantes se suman a cuatro grupos grandes de migrantes con un total de 527 personas procedentes de Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Cuba, Ecuador, México y Rumanía, detenidos el fin de semana.

En el año fiscal en curso, que comenzó el 1 de octubre de 2021, agentes del sector del Valle del Río Grande han interceptado más de 20 grupos grandes, señaló la CBP.

AQUÍ: Hallan a migrantes centroamericanos hacinados en un hotel en México

Añadió que estos grupos representan una enorme presión sobre el personal y los recursos de la Patrulla Fronteriza debido a los esfuerzos que se requieren para trasladarlos desde ubicaciones remotas que en muchas ocasiones son de difícil acceso para vehículos grandes de transporte.