13/05/2022
06:27 AM

Más noticias

JOH teme que se acumulen en el país migrantes de África y el Caribe

Por dureza de políticas migratorias de EEUU y México, los migrantes podrían quedarse “varados” en Honduras, dice el mandatario.

    Washington.

    El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, expresó ayer su preocupación de que debido al endurecimiento de las políticas migratorias de Estados Unidos y México, en el territorio hondureños puedan quedar “varados” varios extranjeros que pasan por el país con la meta de llegar hasta suelo estadounidense.

    Según el mandatario, por el país pasa una “cantidad casi inmanejable de personas” y debido al endurecimiento de la política migratoria en Estados Unidos y los acuerdos con Guatemala y México se teme que los inmigrantes que pasen por Honduras no puedan seguir avanzando y se acumulen en el territorio hondureño.

    “Desde que Estados Unidos y México son más fuertes y duros en el paso migratorio, y ahora Guatemala, entonces se corre el riesgo de que en Honduras se aglutine una cantidad importante, casi inmanejable, de personas”, dijo Hernández en Washington, adonde ayer se reunió con el secretario interino de Seguridad Nacional (DHS), Kevin McAleenan.

    Aseguró que por Honduras han transitado este año unas 30,000 personas “del continente americano y extracontinentales” en dirección a EEUU, y advirtió de que si son devueltas desde territorio estadounidense mientras esperan respuesta a su solicitud de asilo, podrían alcanzar las 60,000 o 70,000 en un año.

    “Y no tenemos capacidad de manejar eso”, sentenció.

    Seguridad

    Hernández indicó que el objetivo de su encuentro con McAleenan fue estructurar “un plan que permitiera una solución de responsabilidades compartidas” frente al problema migratorio, y destacó su intención de combatir la “raíz” del problema.


    “Cuando comencé la Presidencia, la primera razón de migrar en Honduras era el problema de la inseguridad; ahora cayó a quinto lugar, ahora es de oportunidades económicas. Entonces, parte de lo que queremos construir con Estados Unidos es crear oportunidades de empleo, de generar más y mejores ingresos”, apuntó.

    Dijo que llegaron a “acuerdos preliminares” para conformar equipos que trabajarán en asuntos económicos, migratorios y seguridad para concretarlos. Anticipó que buscarán establecer una “relación bilateral que incluiría medidas para promover la inversión y generación de empleo para facilitar que hondureños trabajen ordenadamente por cortos períodos en EEUU”.