01/07/2022
02:36 PM

Más noticias

Investigan a dueño de EEH en Colombia por alumbrado público

El empresario William Vélez mantiene un contrato de alumbrado público en Cali.

Tegucigalpa. El empresario colombiano William Vélez, principal accionista de la Empresa Energía de Honduras (EEH), también estaría perdiendo un proyecto de energía eléctrica en su país a raíz de fuertes cuestionamientos en la operación del contrato.

Según una publicación del sitio digital colombiano pluridadz.com, este caso se trata del sistema de alumbrado público del que una compañía del empresario Vélez es dueña.

El caso es en la ciudad de Cali, Colombia, donde una de sus empresas maneja el alumbrado público desde hace 22 años.

La nota subraya que el empresario William Vélez, a través de su empresa Mega Proyectos, ha estado a cargo de la concesión del alumbrado público desde el año 2000. Vélez es mencionado como un empresario muy vinculado al exmandatario Álvaro Uribe y existen otras historias periodísticas que cuestionan su haber empresarial.

La nota de pluridadz.com precisa que otros empresarios han propuesto la creación de una empresa para modernizar el sistema de alumbrado de Cali, sin embargo, Vélez ha propuesto que se le dé otro año de prórroga a su contrato, mientras que los opositores rechazan esta propuesta.

El alcalde de Cali tiene una propuesta más aterradora, propone que el 55% sea propiedad de Vélez y el otro 45% esté a cargo de otros privados.

“Los tentáculos de William Vélez llegan a todas las instancias del poder, por lo que no será nada fácil perder ese contrato”. El mismo sitio digital en otra nota también publica que el empresario Vélez es el mayor accionista de la EEH y esa compañía está siendo investigada en Honduras por operaciones fraudulentas.

William Vélez es propietario del Grupo Ethuss, que opera en Colombia y Centroamérica en el sector de los servicios públicos, dice la nota.

La Superintendencia de Alianza Público Privada de Honduras intervino el contrato firmado para la reducción de pérdidas suscrito entre la Enee y EEH, del empresario colombiano.

La empresa de capital colombiano habría incumplido el contrato de concesión en la reducción de pérdidas de energía, estaría cobrando de más a los usuarios de Honduras y no habría reinvertido en la modernización de su infraestructura.