Tegucigalpa, Honduras.

Los casos de recién nacidos con microcefalia asociados al zika van en aumento, en años anteriores las autoridades de Salud registraban al año de 35 a 40 bebés con la malformación, pero solo en el último mes van 21 a nivel nacional.

De acuerdo a Francis Contreras, viceministro de Salud, esta es una alerta nacional que no solo requiere la colaboración de la Secretaría de Salud, sino también la de Educación y diferentes instituciones que velan por el bienestar y desarrollo del pequeño. Contreras dijo que estos bebés tienen que formar parte de todos los programas de salud como el de vacunación, se incluirá un componente de atención a las familias y atención especializada a los bebés para monitorear el desarrollo que van teniendo. Para poder apoyar a todos los pequeños a nivel nacional, la Secretaría de Salud proyecta especialistas que se encargarán de monitorear su progreso.

Terapia

Al ser la microcefalia una malformación que afecta de manera física, así como en el desarrollo mental de los niños, es necesario que reciban apoyo terapéutico especializado. La Teletón es uno de los centros que hasta el momento atiende dos casos que posiblemente estén ligados al Zika durante el embarazo de las madres, y uno que recibe terapia hace más de ocho años.

Raxá Aguilar, jefe de área médica de la Teletón, explicó que los primeros seis años de los niños que padecen esta anomalía es fundamental para el desarrollo físico y neurológico, pues tienen un mayor pronóstico funcional.

“Tenemos el programa de alto riesgo, que es de estimulación temprana, son aquellos niños que a pesar de tener microcefalia no muestran ningún daño neurológico pero están en un proceso de evaluación”, expresó Aguilar.

Dijo que después de un año los niños cambian de programas porque probablemente ya tienen algún tipo de manifestación de discapacidad motora o intelectual.

“Al trabajar con niños de 0 a 6 años, lo hacemos con ejercicios para fortalecer la musculatura del cuello, para que ellos empiecen a darse vuelta, después siguen los ejercicios de control de tronco, el tercer tipo de ejercicio es el de gateo, la cuarta etapa es para que se paren y por último la marcha”, indicó.

La Teletón también ofrece programas que ayudan a la estimulación multisensorial, piscina terapéutica y programas regulares de terapia de lenguaje, ocupacional que ayuda al movimiento de las manos, sicología y las evaluaciones médicas.