25/01/2023
02:35 PM

Más noticias

Exceso de lluvia y alto costo de insumos frenan siembra de maíz

  • 14 julio 2022 / 18:32 PM /

Las lluvias en algunas zonas no han dejado que los campesinos preparen la tierra para comenzar la siembra, solo se ha sembrado el 45% de la tierra, según Prograno.

Tegucigalpa

Las lluvias que se registraron en los últimos meses en el país han sido bondadosas para algunos campesinos que comenzaron a sembrar, pero para otros ha sido lo contrario.

Las constantes lluvias que se registran específicamente en el oriente del territorio no dejan que muchos productores de granos básicos preparen la tierra para la siembra de primera.

Para saber

En Honduras el promedio anual de la cosecha de maíz es de 12 a 13 millones de quintales; del cual el 80% de la producción se realiza en el ciclo de primera (mayo a junio), el 20% restante se cosecha en la época de postrera; respecto a frijol, la producción anual es de entre 2.5 a 3 millones de quintales, donde la mayor parte de la producción (el 80%) se saca en el ciclo de postrera; sin embargo, la cifra de producción en los últimos años ha bajado.

El costo de los fertilizantes se ha triplicado, producto del conflicto entre Rusia y Ucrania, según los productores, un quintal de fertilizantes costaba antes 450 lempiras; actualmente se cotiza hasta 1,300 lempiras. Para hacerle frente a la crisis alimentaria el Gobierno inició con la entrega del Bono Tecnológico Productivo a los pequeños productores, de acuerdo a datos de la SAG, se han beneficiado a 96,200 productores a nivel nacional.

Esas condiciones, a las que se le suman el alto costo de algunos insumos para la producción agrícola, como fertilizantes y pesticidas, inciden en una posible baja producción de granos básicos para este año.

Juan Valladares, vicepresidente de la Asociación de Agricultores y Productores de Granos Básicos (Prograno), lamentó que a pocos días de finalizar la temporada de siembra de primera aún no se llenan las expectativas.

“Apenas se ha sembrado entre un 40% y 45% del área esperada, debido a cambio climático, hay demasiada lluvia, el invierno comenzó tan bueno, pero ahora nos está afectando; las condiciones de la tierra están inapropiadas, está saturado el suelo y no hay condiciones para preparar la tierra y hacer la labor de siembra”, indicó.

El porcentaje representa alrededor de 90,000 manzanas de tierra que están sembradas, en el resto de las más de 200,000 manzanas que se cultivan de maíz a nivel nacional, todavía no ha iniciado.

Olancho y El Paraíso, regiones de mayor producción de maíz, es donde más lluvias se han reportado desde que comenzó la temporada.

Producción

Dulio Medina, quien es presidente de Prograno, estima que lo que hasta el momento llevan sembrado representa unos cinco millones de quintales de maíz.

En años anteriores la producción anual de maíz era de hasta 13 millones de quintales, de los cuales el 80% era de la cosecha de primera; sin embargo, este año será difícil llegar a esas cifras, estiman los productores. “En otra temporada hemos sacado 9 millones de quintales en primera”, expresó.

Ambos productores esperan que las condiciones climáticas mejoren para la siembra de postrera que inicia en septiembre para que los productores que no puedan sembrar maíz en primera, logren cultivar más producto.

Además, para que la siembra de frijoles, grano que en su mayoría se siembra en postrera, sea buena.

Inseguridad alimentaria

Valladares advirtió que la producción de este año está en riesgo.“La seguridad alimentaria, principalmente de maíz, está en riesgo, porque las condiciones son negativas, en ese sentido hay riesgo que se dé una escasez de alimento bastante grande en nuestro país”.

Stephanie Hochstetter, representante del Programa Mundial de Alimentos (PMA) en Honduras, indicó que antes del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania, que ha elevado el precio de los insumos agrícolas en Honduras habían 2.6 millones de personas que están en inseguridad alimentaria.

De esa cifra, 353,000 se encontraban en la fase cuatro, es, decir en emergencia, de acuerdo al análisis de inseguridad alimentaria aguda de la Clasificación Integrada en Fases de la Seguridad Alimentaria (CIF), el resto se encuentra en fase 3 que indica una crisis.

“El CIF se hizo antes de la crisis en Ucrania, por lo que no tomó en cuenta ni el alza de precios en los combustibles, la complicación de cadenas de suministro, ni insumos para sembrar; o sea que si los números de un CIF anterior ya dicen que un tercio de la población hondureña esta en situación crítica de inseguridad alimentaria, definitivamente el próximo CIF va arrojar cifras peores”, apuntó.

La representante manifestó que los sistemas agroalimentarios tienen que adaptarse y “tenemos que ver que las medidas que se tomen sean adecuadas para no impactar negativamente algún sector en particular”, señaló.

Ricardo Salgado, titular del programa de transferencia y generación de tecnología de la Dirección de Ciencia y Tecnología Agropecuaria (Dicta), adscrita a la Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG), confirmó que hay productores en la zona de Olancho que solo han sembrado el 50% de la tierra debido a las lluvias; sin embargo, el funcionario dijo que es muy pronto para saber las estimaciones de la cantidad de manzanas de tierra que están sembrando.

Añadió que un grupo de técnicos de la dirección trabajan en el levantamiento de la información que estará terminada a finales de julio; después de eso se harán los cálculos de producción esperada.