Tegucigalpa, Honduras

El Gobierno de Estados Unidos, por medio de la Secretaría de Relaciones Exteriores, solicitó a las autoridades la captura y extradición de cuatro ciudadanos hondureños presuntamente vinculados a casos de narcotráfico.

La solicitud del gobierno estadounidense es contra los hondureños Marco Antonio Merren Funes, Luis Alfredo Escalante Landaverde, Mario Rolando Medina y William Reynieri Medina Escobar.

El empresario isleño Marco Antonio Merren Funes es hermano de Ricky Merren, quien fungió como alcalde de Roatán por el Partido Nacional.

Luis Alfredo Escalante Landaverde ha sido identificado por las autoridades como cuñado del también extraditado Carlos Emilio Fernández 'Don H''.

Las solicitudes se suman a las más de 20 que ya han sido resueltas por parte de las autoridades de Honduras y que iniciaron con la extradición de Carlos 'El Negro' Lobo, de los miembros del cartel de la familia Valle Valle, 'Don H', Fabio Lobo y otros socios.

Una reforma constitucional aprobada en 2012 habilitó la extradición de hondureños a solicitud de otros países, y desde 2014 once nacionales han sido entregados a Estados Unidos bajo esa figura por narcotráfico.

Entre los hondureños extraditados a Estados Unidos figuran Miguel Arnulfo, Luis Alonso y José Inocente Valle Valle, y la esposa del último, Griselda Amaya.

Se suman el expolicía hondureño Wilmer Carranza, Juving Alexander Suazo, José Amaya Argueta, Carlos Emilio Arita y Juan Carlos Arbizú.