24/05/2024
11:03 AM

Defensa de Tony Hernández pide sentencia mínima, que es de 40 años

  • 26 marzo 2021 /

La audiencia para la imposición de la pena está prevista para el próximo martes 30 de marzo

Nueva York, Estados Unidos

La defensa del exdiputado hondureño, Juan Antonio “Tony” Hernández, presentó este viernes su informe previo a la audiencia de sentencia, la cual está prevista para el próximo martes, 30 de marzo.

En el documento, el abogado Peter Brill solicita a la Corte que Hernández sea sentenciado a 40 años de prisión, que es la sentencia mínima que prescribe la ley por los cargos de los que fue hallado culpable.

La defensa pide también que se tome en cuenta el tiempo que el acusado ha estado bajo custodia, y que este sea reducido de la sentencia.

Hernández, de 42 años, enfrenta la posibilidad de recibir una sentencia de cadena perpetua, en caso de que la Corte desestimase la petición del abogado defensor.

Argumento de defensa

En sus alegatos de introducción, el abogado expone que su cliente siempre ha negado las acusaciones en su contra y que nunca ha aceptado el veredicto del jurado.

Sin embargo, como el caso que atañe a la Corte es la duración de la pena y no lo acertado o desacertado del veredicto, la defensa hace patente que, sin importar la pena que se imponga, el acusado pagará su deuda con la sociedad.

El abogado señala que la sentencia, en realidad, no tendrá ningún efecto rehabilitativo en la vida del acusado, pues es probable que, una vez sentenciado, no llegue a salir de prisión.

En el desarrollo de su argumento, el abogado pasa a mencionar las objeciones del acusado al reporte de presentencia emitido por el Gobierno, señalando algunas inconsistencias en los detalles técnicos referentes a cantidades y peso de los narcóticos motivo de su enjuiciamiento, algo que ya habían señalado los abogados de Tony cuando era representado por el equipo legal compuesto por Omar Malone y Michael Tein.

El abogado implica que el caso del acusado es solo otro ejemplo de una política del Gobierno de los Estados Unidos que busca un cambio de régimen en un país extranjero (Honduras) al procesar al hermano del presidente de ese país.

Brill procura patentizar que su cliente fue condenado con muy pocas evidencias y que es bien sabido que la opinión pública en el país de origen del acusado es, en su mayor parte, desfavorable.

Como contrapeso, el abogado presentó una serie de cartas de parte de familiares, amigos y antiguos empleados de Tony, en las cuales se lo describe como una persona solidaria, respetuosa, de buenas costumbres e incapaz de envolverse en actividades criminales.

En sus argumentos finales, la defensa llama la atención sobre las condiciones de las personas en los centros de reclusión, las cuales se han visto desmejoradas debido a la amenaza que plantea la pandemia de covid-19, lo que ha resultado que, en algunos casos, las cortes dicten sentencias más reducidas.

Por todo lo antes expuesto, la defensa considera que la sentencia mínima es más que suficiente para lograr el objetivo de castigar al acusado y disuadir a otros de cometer actos semejantes.

La Corte confirmó la sentencia de Tony Hernández para las 2:00 pm (hora local de Nueva York; 12:00 pm en Honduras) del próximo martes 30 de marzo de 2021.