04/07/2022
09:30 PM

Más noticias

Cancillería y Embajada de EUA facilitaron entrega de Callejas

Tegucigalpa, Honduras.

La entrega del expresidente Rafael Leonardo Callejas a la justicia estadounidense para responder por el supuesto cobro de sobornos por el otorgamiento de derechos de transmisión de eventos deportivos y partidos de la Selección Nacional se gestionó al más alto nivel entre autoridades de la Cancillería y la Embajada de Estados Unidos en Tegucigalpa.

Los acercamientos para facilitar la entrega del exmandatario hondureño (1990-1994) y expresidente de la Federación Nacional de Fútbol de Honduras (Fenafuth) se llevaron a cabo directamente entre el canciller Arturo Corrales y el embajador James Nealon en el curso de los últimos días. Así lo reveló el propio diplomático estadounidense en escuetas declaraciones ofrecidas ayer a los medios de comunicación al cabo de un evento de graduación de policías en la ciudad de la Paz, en el centro de Honduras.

“En cuanto el caso Callejas, yo tengo entendido que tanto el canciller como los mismos abogados del expresidente Callejas ya han hablado en forma bastante profunda y han dado muchos detalles en los cuales yo no voy entrar”, dijo al momento de ser abordado sobre el tema.

Nealon se limitó a confirmar el vuelo en el que Callejas dejó el país para presentarse voluntariamente a la Corte Federal del Este de Nueva York, adonde se le acusa de lavado de activos, fraude y soborno.

“Quisiera agradecer la actuación del Gobierno y precisamente del mismo canciller durante los últimos días y semanas que hemos estado en un contacto permanente más que nada con el canciller para hacer los arreglos para que los eventos de esta mañana (ayer) se llevaran a cabo”, expresó.

De esta forma, el embajador norteamericano confirmó que la entrega de Callejas se venía manejando desde hace varios días al más alto nivel y bajo su consentimiento y la aprobación de su equipo de abogados norteamericanos.

Burló a medios

Se supo que Callejas filtró a través de sus abogados que agotaría el proceso de extradición en Honduras como una estrategia para confundir a los medios y evitar una entrega mediática que lo expusiera a la opinión pública. De hecho, minutos antes de abordar el avión que lo llevó a EUA aseguró a un canal de televisión que continuaba en Honduras y negó su entrega.