Tegucigalpa

Un juez del Juzgado de Letras Penal en Materia de Corrupción dictó auto de formal procesamiento con medidas distintas a la prisión a Gabriel Alfredo Rubí Paredes y a tres exempleados más de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco).

Gabriel Rubí y Gustavo Adolfo Cruz Gómez son acusados por los delitos de fraude y violación a los deberes de los funcionarios.

Entre tanto, Arlette Magaly Montero Rodríguez, exfuncionaria de Copeco, y Fernando Sierra, representante legal de la empresa JF Construcciones, son sindicados por el delito de fraude a título de cooperador necesario en perjuicio de la administración pública.

“Para dar las medidas cautelares se ha basado el juez en el principio de necesidad, de idoneidad y de proporcionalidad; en este caso porque se han cumplido las medidas cautelares desde la audiencia de declaración de imputado”, precisó Carlos Silva, portavoz del Poder Judicial.

Los exfuncionarios son acusados por la sobrevaloración en la construcción de un centro de triaje y otras remodelaciones en el Instituto Nacional Cardiopulmonar.

El exfuncionario Cristian Elías Santeli sigue prófugo.