Corte propone aprobar la ley de extradición en Honduras

Normativa dará mayor certeza en cada uno de estos procesos, dijo Argueta.

El pleno de la Corte Supremaen una de las juntas presidida por su titular Rolando Argueta.
El pleno de la Corte Supremaen una de las juntas presidida por su titular Rolando Argueta.

Tegucigalpa

El presidente de la Corte Suprema de Justicia, Rolando Argueta Pérez, recomendó la aprobación de una ley de extradición en Honduras.

Esta legislación daría “mayor claridad, certeza y confianza a temas de esta índole”.

A criterio del funcionario judicial, no hay un artículo en la Constitución de la República de esa naturaleza, es autónomo en su aplicación, por lo que considera que debería ser ejecutada por una legislación especial u ordinaria que contenga los requisitos fundamentales.

Aseveró que temas como los de procedimiento y las condiciones en cuanto a la materia de medios de impugnación deben prevalecer en las solicitudes de extradición.

“Nos regulamos por un auto acordado de la Corte Suprema de Justicia anterior, esa por principio universal es una regla de carácter más administrativo que desde el punto de vista propiamente jurisdiccional”, declaró.

Propuso que la normativa debe ser concreta, con carácter de ley especial a efectos de que regule detallada, contundente y certeramente el procedimiento de la extradición.

Aunque no lo veía necesario, en el pasado Argueta argumentó que “es una facultad del Poder Legislativo, que a iniciativa suya se pueda debatir y aprobar una ley, en caso de que entre en vigor una normativa de esta naturaleza, nosotros estamos absolutamente en la disposición”.

En 2012, el Congreso Nacional aprobó una reforma constitucional que dio luz verde a las extradiciones mediante un auto acordado vigente con Estados Unidos.

Fue en 2014 que se materializó la entrega del primer capo hondureño a la justicia estadounidense. Y a la fecha 23 hondureños han sido extraditados y otros tres están a la espera de ser enviados a Estados Unidos. Contrario a las nuevas recomendaciones de Argueta en febrero de 2020 su opinión era contraria.

“No es indispensable que se discuta la aprobación de una ley de extradición. Nosotros estamos trabajando con el artículo 102 de la Constitución de la república y el auto acordado que detalla algunos procedimientos una vez que se reciba la solicitud de extradición”, señaló en aquella ocasión el titular del Poder Judicial.

La Prensa