Los puertos pierden L120 millones en utilidades por efecto del Covid-19

La ENP desarrolló sistema de gestión que le ha permitido operar 24/7 en la pandemia Recaudación en aduanas cayó

Días atrás, Puerto  Cortés recibió certificación que lo acredita como una terminal segura a nivel internacional.
Días atrás, Puerto Cortés recibió certificación que lo acredita como una terminal segura a nivel internacional. /

Cortés, Honduras

Como consecuencia directa de la pandemia, los principales indicadores financieros de la Empresa Nacional Portuaria (ENP) han sido afectados, traduciéndose en menores ingresos operativos y, por ende, en un decrecimiento de las utilidades netas.

Al 31 de julio de este año, las ganancias sumaron 118 millones de lempiras, menor que los L238.5 millones de igual período del año pasado, es decir, una caída interanual de 120.5 millones de lempiras (50.5%), de acuerdo con un balance general de la ENP.

El resultado se debe a la caída de la importación de bienes derivado del impacto del covid-19 en el comercio internacional de bienes, que significó la llegada de menos buques a los puertos.

4,093.2
millones de dólares Total de importaciones a junio de 2020. El saldo denotó una caída interanual de 17.3%.

Conforme a los datos más recientes disponibles, al primer trimestre de 2020, entre los puertos de Cortés, San Lorenzo y Castilla reportaron 521 barcos, es decir, 30 menos respecto a la misma fecha del año anterior.

En 2019, la utilidad neta fue de 250.8 millones de lempiras, inferior que los 285.8 millones del año previo. Para 2020, las autoridades no han actualizado la cifra de utilidades netas, pero todo apunta a que la reactivación gradual del comercio de bienes mejorará los ingresos operativos de las instalaciones portuarias.

Otro de los efectos adversos que dejará la covid-19 es la caída de unos seis mil millones de lempiras en ingresos aduaneros, según estimaciones del director ejecutivo de la Administración Aduanera de Honduras (Aduanas), Juan José Vides.

Para agosto pasado, la entidad había previsto 2,256 millones de lempiras, un ingreso significativo que representa casi el 75% de la recaudación anual proyectada.

“En comparación con 2019, este año se recaudarán alrededor de cuatro mil millones de lempiras menos, y las pérdidas superarán los seis mil millones de lempiras, porque se había proyectado una recaudación tributaria de L42,000 millones y estamos en L32,000 millones”, dijo Vides.

En la tendencia de los últimos años, Puerto Cortés se ha mantenido como la aduana que más aporta en el contexto de ingresos, seguido de Toncontín en Tegucigalpa, La Mesa a 11 kilómetros de San Pedro Sula y San Lorenzo, en Valle.

A junio, los puertos hondureños movieron una carga total de siete millones de toneladas métricas, que significó una caída de más del 50% respecto a las 14.3 millones del mismo período de 2019, reveló el Sistema de Información Estadística Portuaria de Centroamérica de la Comisión Centroamericana de Transporte Marítimo (Cocatram).

Puerto cortes2.2(800x600)
El puerto es el principal a nivel nacional y uno de lo más importantes en Centroamérica. Las terminales portuarias del mundo sufrieron el impacto de la pandemia.

Plataforma

Los puertos hondureños laboran las 24 horas y los siete días de la semana con el evidente desafío de reforzar las medidas de bioseguridad.

En el caso particular de Puerto Cortés, las autoridades del Sinager han confirmado un poco más de 1,150 casos del covid-19 y la muerte de decenas de personas, entre las cuales, algunas involucradas a la empresa portuaria y procesos logísticos.

1,792.8
millones de dólares Déficit de la balanza comercial al primer semestre de 2020, reportó el BCH.

Las autoridades de la ENP y las empresas concesionarias de las terminales portuarias implementan varias plataformas de bioseguridad que permitan proteger la vida y la salud de los trabajadores y personal que entra y sale de las instalaciones.

Entre las medidas preventivas se suma la toma de temperatura a transportistas y colaboradores, personal de la tripulación, más el control de salud en los puertos de forma permanente para evitar propagación del virus al ejecutar las actividades.

Aunado a ello, también han reforzado la desinfección de contenedores en los puertos.
“Todo el personal que labora y visita estas instalaciones portuarias es sometido a un proceso de desinfectación para evitar contagios del covid-19 y así continuar con los procesos de carga y descarga por vías aérea, marítima y terrestre”, dijo Gerardo Murillo, gerente general de la ENP.

Una de las acciones más novedosas implementadas en la cuarentena es el sistema de gestión integral SAVE-ENP, que, según Murillo, “es un sistema ágil, oportuno y confiable con monitoreo constante y toma de decisiones que aseguran el manejo adecuado de la emergencia sanitaria con los empleados de la empresa y entidades de salud”.

La plataforma garantiza un control real de la población en tiempos de patógenos como covid-19. La herramienta recopila diferente información, como datos confirmados dentro de la empresa, estadísticas sobre los pacientes, datos generales de la empresa y de los trabajadores, mitigación de riesgo y otros.

El sistema ha sido compartido para apoyo durante la emergencia sanitaria mundial a otros puertos en Centroamérica y empresas marítimas de la región.

claves del comercio

1- Los principales efectos de covid-19 en la economía global son la reducción del comercio internacional, la caída del precio de las materias primas, la intensa aversión al riesgo financiero, la reducción del turismo y los viajes internacionales y la reducción en el ingreso de remesas familiares.

2- Adaptación histórica Sieca y Cepal han reconocido la capacidad de resiliencia de CA que es una de las más altas en comparación con otros bloques económicos de Latinoamérica, dado su coeficiente de integración y asentada para poder atender los efectos de la pandemia para llevar a cabo un trabajo muy preciso.

3-Comportamiento. De los países de CA, solo cuatro aumentaron sus exportaciones entre enero y mayo de 2020: Costa Rica (2%), Honduras (2%), Guatemala (3%) y Nicaragua (14%). Esto se explica por una combinación de mayores ventas de suministros médicos y equipos de protección y productos agrícolas.

Impacto al comercio

En el contexto actual, los especialistas han destacado la rápida adaptación de las empresas del sector a las nuevas condiciones que impuso la pandemia y la buena respuesta de las cadenas de suministro, especialmente la alimenticia, la que continuó funcionando pese a las complicaciones, comentó Juan Carlos Croston, presidente de la Caribbean Shipping Association (CSA), durante la primera edición extraordinaria de la Reunión Portuaria del Istmo Centroamericano (Repica), llevada a cabo por la Cocatram.

2,300.4
millones de dólares Saldo de exportaciones a junio de 2020, que reflejó una variación interanual de 0.8%.

En cuanto al desempeño del sector marítimo, Croston destacó la recuperación que venía mostrando el sector después de 2018, cuando las primeras 17 navieras exhibieron ganancias que, sin ser de ninguna manera brillantes, al menos se ubicaban de 1 a 3 puntos en el área positiva, alcanzando un crecimiento hasta el primer trimestre de 2020 del 2.6%, tendencia interrumpida por el brote de la pandemia. Sin embargo, Croston rescató que “las navieras esta vez, a diferencia de la crisis de 2008, han mostrado mucha mayor disciplina en la parte comercial, lo que ha resultado en mantener los niveles de flete e incluso lograr fletes más altos”.

La Prensa