Capitalinos acataron a medias el toque de queda absoluto

Colocaron 22 retenes para frenar la entrada y salida de Tegucigalpa.Cisternas con agua circularon con salvoconducto para abastecer barrios y colonias.

Desde horas de la madrugada se montó un anillo de seguridad en los cinco puntos de entrada y salida de Tegucigalpa. Con barreras y conos se obstaculizó el acceso.
Desde horas de la madrugada se montó un anillo de seguridad en los cinco puntos de entrada y salida de Tegucigalpa. Con barreras y conos se obstaculizó el acceso.

TEGUCIGALPA.

Desde Tegucigalpa hacia San Pedro Sula, o a Olancho, Danlí, Choluteca y Valle de Ángeles, el cierre fue total.

La disposición emitida por las autoridades de “nadie entra y nadie sale de Tegucigalpa” se cumplió, no así dentro de la ciudad. En los bulevares, calles y anillo periférico se observó menor tránsito, pero siempre hubo circulación de personas particulares que no acataron el toque de queda.

La Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina) instaló retenes para detener a todos los que infringieron la orden, regresando a muchos a sus casas. “Se instalaron 22 retenes en la capital para detener a las personas que anduvieron circulando. Se determinó que solo los vendedores de agua circularan con salvoconducto. La población debe entender la gravedad del problema y colaborar con las autoridades”, explicó Gabriel Rubí, comisionado de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco).

xo-cierreciudad-180320(800x600)
“Todos debemos colaborar porque esta es una emergencia nacional y deben acatar las disposiciones”: Jair Meza,vocero de la Secretaría Seguridad

Varias gasolineras tampoco acataron la medida y hasta el mediodía en el anillo periférico y salida al sur vendieron combustible a conductores, donde se observaron filas para la compra. La Policía Municipal de la alcaldía del Distrito Central se sumó a las operaciones para retirar ventas ambulantes en la colonia Kennedy y otros puntos.

Los operativos

Desde la madrugada, elementos policiales y militares, por recomendaciones del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager), realizaron operativos para evitar el desplazamiento desde y hacia Tegucigalpa. “Nadie puede andar en las calles, el coronavirus no mira que profesión tiene, y es por eso que se tomaron estas medidas para evitar la propagación”, dijo Jair Meza, vocero de la Secretaría de Seguridad.

En la disposición quedó claro que todos los negocios tienen que estar cerrados.

“Se les aplicarán las sanciones correspondientes; todos debemos colaborar porque esta es una emergencia nacional”, agregó.

Mientras, el Instituto Hondureño del Transporte Terrestre (IHTT) decomisó en varios puntos de la capital 11 taxis, así como dos unidades del transporte público por incumplir la medida.

“En las ciudades con toque de queda absoluto se deben quedar en casa, el mensaje es claro, nadie puede salir ni entrar, ya que el COVID-19 está en esas ciudades”, apuntó el vocero.

Recordó que en el Distrito Central, La Ceiba y Choluteca la movilización está paralizada.

xo-cierreciudad4-180320(800x600)
Los capitalinos incumplieron la medida, algunas gasolineras abrieron y se decomisaron 11 taxis que circularon pese al toque de queda.
La Prensa