Insep: el Villeda seguirá con vuelos internacionales

Nuevo concesionario del Golosón, Villeda Morales y Juan Manuel Gálvez deberá invertir al menos 100 millones de dólares Cohep pide vuelos regionales para Tegucigalpa

El aeropuerto internacional Ramón Villeda Morales, en San Pedro Sula.
El aeropuerto internacional Ramón Villeda Morales, en San Pedro Sula.

San Pedro Sula, Honduras.

Una vez que entre en operaciones Palmerola, previsto para finales de 2021, el único aeropuerto que dejará de operar vuelos internacionales será Toncontín, aseguraron funcionarios del Gobierno.

“Es importante aclarar que el aeropuerto internacional Ramón Villeda Morales en San Pedro Sula, el Juan Manuel Gálvez de Roatán y el Golosón, en La Ceiba, continuarán operando sus vuelos nacionales e internacionales”, dijo Roberto Pineda, secretario de Infraestructura y Servicios Públicos (Insep).

El funcionario refirió que el aeropuerto internacional de Palmerola ha avanzado en más de un 60%, a la vez agregó que la obra contribuirá a agilizar el comercio local y externo.

LEA: Revés judicial a ampliación del Ramón Villeda Morales

Sobre el proceso de concesión de los aeropuertos, el superintendente presidente de la Superintendencia de Alianza Público Privada (SAPP), Leo Castellón, aseguró que el Ramón Villeda Morales “tendrá un nuevo concesionario que hará crecer al aeropuerto según las necesidades económicas, de turismo, que existen en cada una de las zonas de los aeropuertos”.

El tiempo apremia
La concesión finaliza el 28 de septiembre de este año y el sector privado, representado por el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), ha exteriorizado su preocupación de que ante la ausencia de un planificado proceso de licitación se terminen adjudicando las tres terminales aéreas de forma directa a Palmerola International Airport (PIA), tal como se hizo con el aeropuerto de Toncontín en diciembre pasado, en una cuestionada decisión.

En su criterio, los procesos actuales de las dos concesiones de aeropuertos, uno de Palmerola y otro de SPS, Roatán y La Ceiba, han sido causa de confusión por parte de diferentes sectores.

“En ningún momento, estas concesiones se traslapan; son dos procesos diferentes. Uno ya está otorgado y en el otro se está llevando un proceso de licitación”, añadió Castellón.

Cómo va el proceso.

Para la licitación del Ramón Villeda Morales, Golosón y Juan Manuel Gálvez, con un monto referencial de inversión de 100 millones de dólares (L2,400 millones), 20 compañías, de capital nacional y extranjero, ya retiraron las bases de esta expresión de interés.

El proceso es acompañado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y está en manos de un consejo superior de APP, integrado por cinco ministerios.

2021: Inicio de operaciones
Para finales del próximo año está previsto que entre en operación el aeropuerto internacional de Palmerola.

“Podemos tener la tranquilidad de que será un proceso bien observado, transparente y que una compañía que tenga las habilidades y las capacidades terminará ganando la concesión del aeropuerto de SPS por 20 o 30 años”, agregó Castellón.

Por ahora, el funcionario dijo que avanzan en el estudio de los requisitos que necesita cada uno de los aeropuertos y posteriormente la información pasará a formar parte de términos de referencias. Luego, lanzarán la licitación internacional y después pasará un proceso de transición, que podría durar entre ocho y 12 meses.

2000: Concesión de aeropuertos
Por 20 años, Interairports recibió la concesión de tres aeropuertos de Honduras.

Reacciones.

El presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Juan Carlos Sikaffy, aseguró que si Toncontín deja de operar vuelos internacionales, irá en contra de los pilares de desarrollo que promueve el Gobierno.

“Tegucigalpa tiene que tener aeropuerto y vamos a hacer la lucha, para que tenga vuelos regionales a Guatemala, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica”, comentó el empresario.

El designado presidencial Ricardo Álvarez expresó su malestar y recordó que “cuando fui alcalde (2006-2014) lo peleé. Ahora lo veo a nivel nacional, pero sigo manteniendo la postura que Toncontín debe ser abierto. Es momento de que se sienten las partes de interés”.

La Prensa