Barcelona, España.

Shakira se comprometió a luchar contra las “falsas” acusaciones de las autoridades españolas de haber evadido 14,5 millones de euros (14,31 millones de dólares) en impuestos, en sus primeras declaraciones públicas sobre un caso que podría llevarla a prisión hasta ocho años.

La cantante de 45 años, se enfrenta a un juicio en España acusada de no haber pagado impuestos entre 2012 y 2014, periodo en el que, dijo, llevaba una “vida nómada” debido a su trabajo.

Puede leer: Shakira rompe el silencio y habla por primera vez de su separación con Piqué: “Ha sido increíblemente difícil”

“Tengo que luchar por lo que creo, porque sus acusaciones son falsas”, dijo la cantante de “Tu” a la revista Elle en una entrevista publicada en línea en Estados Unidos el miércoles y que saldrá en su edición impresa de octubre. “No les debo nada”, dijo Shakira.

El documento de la Fiscalía, al que tuvo acceso Reuters, asegura que Shakira pasó más de la mitad de cada año en España entre 2012 y 2014 y en mayo de 2012 compró una casa familiar en Barcelona. En julio del año pasado, un juez español dijo que había visto “pruebas suficientes” para que Shakira fuera juzgada. Un segundo juez rechazó su recurso contra la decisión en mayo.

También: Quedó hablando sola: Piqué se retira molesto de reunión con Shakira sobre la custodia de sus hijos

La colombiana, que en julio rechazó un acuerdo con la Fiscalía para resolver el caso, dice que las autoridades sólo la persiguieron “con los ojos puestos en el premio” cuando descubrieron que salía con el futbolista del FC Barcelona Gerard Piqué, que es español.