20/02/2024
02:12 PM

'El café hondureño está entre los mejores cuatro del mundo”

San Pedro Sula, Honduras.

La alta calidad de los cafés especiales hondureños sedujo a Sasa Sestic, dueño de tostadoras, una cadena de cafetearías e importadoras australianas, quien desde hace cuatro años abastece sus negocios con el aromático nacional.

Sestic ganador del Concurso Mundial de Barismo 2015, está tan sorprendido con los estándares de calidad del grano que se produce en Honduras que adquirió una finca en Santa Bárbara.

El australiano compra el grano directamente a los productores. Todos los años visita el país para verificar que el aromático que comprará tiene la misma calidad y para buscara nuevos nichos de abastecimiento.

“La primera vez que vine al país, fue para participar como jurado en la Taza de Excelencia y quedé sorprendido con los componentes que posee el grano hondureño. Recuerdo que las primeras posiciones las ocuparon cafés que tenía notas arriba de 90%”, manifestó.

El empresario fue el primero en introducir en el mercado de su país los cafés especiales hondureños.

“En Australia sabíamos que Honduras producía café, pero no que tenían grano de tan alta calidad, por lo que decidí comprar para abastecer mis cafeterías”, declaró.

Al preguntarle cómo califica el café hondureño respondió convencido: “para mí el café de aquí está entre los mejores cuatro del mundo”.

Foto: La Prensa

La compañía ONA Coffee Connoisseurs que dirige Sestic comprende diversas clases de negocios. Foto: Bessy Lara


Sestic, quien compra aromático en diversos países del mundo, dice que le gusta los procesos que emplean los cafetaleros hondureños.

“Hacen un buen proceso de recolección y de procesamiento, por eso la calidad se mantiene. Me gusta que continúan utilizando métodos tradicionales de fermentación”, refirió.

Agregó que los cafetaleros nacionales cuentan con el microclima, la altura, agua y técnicas perfectas para poder producir café de alta calidad. El empresario australiano compra la cosecha de ocho productores, la mayoría de Santa Bárbara.

Este año adquirió 350 bolsas de 165 libras cada una, lo que representan alrededor de $216,562.

“Cada año compramos un poco más de grano; en esta ocasión estuvimos catando para encontrar nuevos productores que nos puedan abastecer”, indicó.

Rony Gámez, jefe de laboratorio de control de calidad internacional del Instituto Hondureño de Café (Ihcafé), declaró que la Taza de Excelencia se ha convertido en una vitrina para exponer los mejores cafés que se cultivan en el país.

“Todos los años nos visitan comitivas provenientes de Japón, Taiwán, Corea, Australia, Europa, Canadá y Estados Unidos para catar y ofertar por el grano de excelencia que producimos”, manifestó Gámez.