22/02/2024
07:40 AM

Matan a dirigente acusada por caso de corrupción en Fenafuth

  • 18 junio 2015 /

Xenia Esther Moya fue atacada a balazos por tres hombres que irrumpieron en su oficina de tramitaciones.

San Pedro Sula, Honduras.

Cuando se disponía a salir de su oficina de tramitaciones en el barrio Paz Barahona en esta ciudad, una dirigente de fútbol y exdiputada del Congreso de la Federación Nacional Autónoma de Fútbol de Honduras (Fenafuth) fue asesinada a balazos.

La víctima es Xenia Esther Moya Castro (63), de profesión perito mercantil y pasante de la carrera de Derecho, quien fue atacada en su oficina en la 15 calle, 8 avenida del barrio antes mencionado.

La Policía informó que a eso de la 1:00 pm llegaron a la oficina de Moya Castro tres tipos y preguntaron por ella, justo cuando la ahora occisa iba saliendo de su oficina, quien se presentó como la persona que buscaban.

Según lo relatado por testigos, los individuos le gritaron a la dama: “Dónde están los papeles del juzgado”, a lo que Moya Castro les contestó que no sabía. Los homicidas le hicieron la misma pregunta a la secretaria de la dirigente deportiva y ella también les manifestó que desconocía adónde estaban los documentos que buscaban.

Acto seguido, los tipos metieron a Moya a su oficina y tres minutos después la secretaria escuchó varios disparos. Luego los tres hombres salieron de la oficina y escaparon en un carro. La Policía informó que los homicidas andaban con los rostros descubiertos y se transportaban en una camioneta marca Nissan Xterra, roja.

Foto: La Prensa

Amigas y familiares de la dirigente de fútbol.
Antecedentes

Moya Castro actualmente era dirigente de las ligas menores del equipo Real España, y estaba acusada en los tribunales de justicia junto con otros cuatro exdirectivos de la Regional de la Fenafuth por los delitos de malversación de caudales públicos y abuso de autoridad.

El requerimiento contra la ahora occisa y los otros exdirectivos de la Fenafuth lo presentó la Fiscalía en junio de 2005.

Jorge Rodríguez, vocero regional de la Policía Nacional, dijo que después de cometer el asesinato, los hechores rompieron varios documentos en la oficina de la víctima.

Las autoridades policiales aseguraron que empezarán las investigaciones con el caso por el cual estaba enjuiciada y también investigarán su entorno laboral y familiar para determinar si había sido amenazada.

Miguel Moya, hermano de la victimada, dijo que no piden nada a las autoridades policiales “porque aquí en el país pedir o no pedir es lo mismo”. El cadáver de la infortunada fue traslado a la morgue de Medicina Forense.

Foto: La Prensa

Xenia Esther Moya.