25/02/2024
06:30 PM

50 familias retornan a sus viviendas en Chamelecón

  • 14 octubre 2014 /

San Pedro Sula, Honduras.

La casa que José Mayorga abandonó en la colonia Sabillón Cruz, de Chamelecón, para huir de los pandilleros que sembraban el terror comienza a cobrar vida, pues su dueño ha retornado para habitarla después de un año de ausencia.

Mayorga partió con su familia a Dos Caminos, Villanueva; él aclaró que los pandilleros no lo obligaron a salirse de su casa, sino que se fue por el temor a que una bala perdida producto de los enfrentamientos entre los integrantes de las maras acabara con la vida de cualquiera de sus familiares.

El inmueble, que consta de una casa principal y tres apartamentos de alquiler, está siendo reparado.

Mayorga manifestó que lamentablemente les robaron hasta los cables de la cometida eléctrica. Comentó que con la presencia de la Policía Militar el ambiente de zozobra e inseguridad que se vivía se ha tornado en tranquilidad. Añadió que en la casa que están reparando pondrán una pulpería.

“La pelea era entre ellos -mareros-, la gente se iba porque no quería que le cayera un tiro, nosotros más que todo nos fuimos por evitar una tragedia”, dijo.

“Las personas que fueron sacadas de sus casas fue porque tenían algún familiar marero y tenían problemas con el grupo contrario”, dijo.“Nos sentimos seguros, la gente tiene confianza, ya salen a las calles, primero los cipotes pasaban encerrados y ahora ya se les ve jugando en la calle. Ojalá nunca quiten a los militares”, expresó.

Como él, unas 50 familias que habían dejado sus casas debido a la violencia que imperaba en la zona poco a poco han ido retornando para habitarlas.

Foto: La Prensa

Hace dos meses, la ruta de buses circula por la colonia Palmira, los patrullajes militares continúan.

Patrullajes

En Chamelecón fue instalado un destacamento con policías militares. En cinco meses que tienen de patrullar las calles de las más de 60 colonias han ocurrido unas 15 muertes violentas.

Dilcia Torres, quien hace un mes retornó a su vivienda, dijo que se siente segura ante la presencia de la Policía Nacional y los soldados del Ejército.

René Ponce Fonseca, comandante en la zona norte la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina), manifestó que la recuperación de la zona de Chamelecón ha permitido que todos los pobladores puedan convivir en paz y tranquilidad.

“Lo más importante es que la gente está desarrollando sus actividades y eso es satisfactorio para nosotros, es un logro más.

Tenemos un control absoluto de todas esas áreas que estaban en posesión de grupos que la sociedad no quiere convivir con ellos. Estamos en constantes retenes militares y policiales”, aseguró el coronel Ponce.