Supuestos pandilleros llevaban 300 paquetes de droga en ambulancia del Estado

Los dos presuntos pandilleros y empleados del Hospital Escuela Universitario fueron arrestados esta mañana en Tegucigalpa.

VER MÁS FOTOS
En esta ambulancia llevaban escondidos los paquetes de aparente marihuana.
En esta ambulancia llevaban escondidos los paquetes de aparente marihuana.

Tegucigalpa, Honduras.

Dos hombres fueron detenidos a las 7:15 am de este martes a través de una operación de vigilancia y seguimiento realizada en la colonia Cerro Grande, en la capital del país.

Se trata de Junior Joaquín Rivera Sánchez (37), quien trabajaba como guardia de seguridad, el otro solo es Héctor Leonel Dubón Sam(54), motorista de una ambulancia.

Escondida en ambulancia

El reporte de las autoridades indica que se logró ubicar en uno de los puntos de control que mantienen los cuerpos de seguridad, exactamente en la posta policial del kilómetro 13 de la salida hacia el departamento de Olancho, a dos empleados del Hospital Escuela Universitario, quienes a bordo de una ambulancia de este centro asistencial trasladaban 300 paquetes que contienen hierba seca supuesta marihuana.

Lea también: Otorgan preliberación a Teodoro Bonilla Euceda

Según se supo, la presunta droga fue transportada desde un sector del departamento de Olancho, ambos aparentemente son miembros activos de la Pandilla 18 y aprovecharon su infiltración en el sistema sanitario público para cometer varios ilícitos.

Agentes que participaron en la operación detallaron que se les siguen líneas de investigación por delitos como robo de vehículos, tráfico de drogas, traslado de armamento y municiones, además de ser enlace directo para permitir que al interior del centro hospitalario se dieran asaltos, atentados en contra de algunos pacientes y en otros casos buscar la forma de lograr fugas de privados de libertad que llegaban hasta este lugar en busca de atención médica.

"Se les venía dando seguimiento por información de Inteligencia de que ellos eran miembros de la Pandilla 18 y utilizaban la ambulancia para transporte de armas, drogas y cometer otros actos delictivos", relató Mario Fu, vocero de la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas en la capital.

Indicó que los dos "aprovechaban la ambulancia para romper el toque de queda" impuesto para combatir la propagación de la COVID-19. Además, usaban la sirena para evadir los retenes policiales. La droga fue detectada por perros y había sido escondida "debajo de la camilla de la ambulancia", explicó el portavoz.

El operativo fue desarrollado por miembros de la Policía Militar, Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas (Fnamp) y la Dirección de Inteligencia Policial (Dipol), quienes posteriormente realizaron el traslado a las entidades correspondientes para iniciar el debido proceso judicial en su contra.

pandilleros 1.30(1024x768)
Ambos deberán someterse a la justicia por transportar supuesta droga.
La Prensa