Más noticias

Dos mareros de la MS-13 son sentenciados a más de 30 años de prisión

Héctor Villanueva y Carlos Maldonado fueron declarados culpables por cuatro delitos.

Los sujetos fueron capturados el 14 de septiembre de 2017 en la colonia Suazo Córdova.
Los sujetos fueron capturados el 14 de septiembre de 2017 en la colonia Suazo Córdova.

San Pedro Sula, Honduras.

El Tribunal de Sentencia del Poder Judicial en San Pedro Sula emitió la sentencia contra dos mareros de la Mara Salvatrucha (MS-13) que fueron capturados por policías en el año 2017.

Carlos Nahún Maldonado Zelaya, alias El Flaco, y Héctor Manuel Villanueva Antúnez, fueron sentenciados a más de 30 años de prisión. El fallo fue unánime por parte de los jueces del Tribunal de Sentencia.

A ambos los sentenciaron a 20 años por asociación ilícita y a una multa de 100 mil lempiras, 6 años por facilitación de medios para el transporte de drogas y a una multa de L50 mil, 2 años por uso de nombre supuesto falso.

También una sentencia de 3 años por el delito de portación ilegal de arma comercial para Carlos Nahún Maldonado Zelaya (El Flaco), y además 5 años de prisión por soborno doméstico para Héctor Manuel Villafranca Antúnez.

En total los jueces condenaron a Carlos Maldonado Zelaya a 31 años de prisión, mientras que a Héctor Villafranca Antúnez a 33 años de reclusión. A la sentencia se le añaden las penas accesorias de inhabilitación absoluta e interdicción civil.

Así fueron capturados

Carlos Maldonado Zelaya, El Flaco; y Héctor Villafranca Antúnez fueron capturados la madrugada del 14 de septiembre de 2017 en la colonia Suazo Córdova, en San Pedro Sula.

Las autoridades informaron que los acusados se transportaban en una motocicleta cuando fueron interceptados por una patrulla de la Policía Militar. Los agentes detectaron un compartamiento sospechoso en los sujetos, así que procedieron con una requisa.

Los mareros fueron capturados en posesión de una pistola y una mochila con 19 bolsitas con cocaína, 33 piedras de crack, 357 bolsitas con marihuana y cuadernos con el nombre de personas y negocios extorsionados.

A ambos se les acusó de uso de nombre supuesto falso pues Héctor firmó el acta de requisa como Mario Amaya y su acompañante se identificó como Carlos Nain. Además Héctor Manuel Villanueva ofreció dinero a los policías para que los dejaran ir.

Ambos imputados fueron acusados como miembros de la mara Salvatrucha (MS-13). Maldonado Zelaya, "El Flaco", ya había estado preso en El Pozo, en Santa Bárbara.