25/05/2024
01:49 PM

Cabañas y Medina, los barrios más violentos en San Pedro Sula

Las autoridades buscan ampliar la Policía Comunitaria para disminuir los índices.

San Pedro Sula, Honduras.

Las autoridades han identificado 20 sectores considerados los más violentos de la ciudad por las altas cifras de homicidios y delitos comunes.

Según las autoridades, en tres años de referencia (2008, 2011 y 2012), los barrios Medina y Cabañas y la colonia Rivera Hernández han mantenido mayor incidencia de muertes por homicidio.

Sin embargo, hacen notar que en 2012 Medina ya no ocupaba el primer lugar, sino que bajó al quinto, pero en 2013 volvió a subir al primero.

El barrio Cabañas de tercer lugar en 2008 pasó a segundo en 2011 y primero en 2012 y bajó en 2013. Pese a la violencia en los lugares con mayor incidencia delictiva aún no se desarrollan proyectos de recreación para los jóvenes y niños.

Los pobladores de las zonas de alto riesgo esperan programas enfocados en actividades positivas, en construcción de centros de alcance y canchas multiusos.

Noel Martínez, subdirector del Observatorio de la Violencia de la Municipalidad de San Pedro Sula, dijo que según los datos de 2013, el barrio Medina es el más violento de la ciudad.

El Observatorio de la Violencia Municipal capacita al personal de las entidades de seguridad y los apoya con sistemas modernos como el GPS que son auxiliados con mapas para la ubicación de las zonas violentas.

El mapa de localización señala que en la calle principal y en los puntos de buses colectivos de Lomas del Carmen hay mayor incidencia de delitos.

En el barrio Medina son las zonas de los mercados. En el barrio Cabañas el mapa señala los alrededores del presidio y la escuela Presentación Centeno, como los más conflictivos.

Óscar Sosa Martínez, jefe de la Unidad Metropolitana de Prevención e Intervención Contra el Crimen Organizado (Umep 7), dijo que según las estadísticas del centro de acopio de la Policía los índices de homicidios han bajado este año debido a los constantes operativos en las zonas conflictivas.

“En el barrio Medina hay varios negocios de ventas de bebidas alcohólicas y algunos hoteles donde hace algunos meses se han reportado asesinatos, por lo que hemos incrementado las operaciones en estos sectores”.

Sosa manifestó que la mayor parte de los asesinatos van dirigidos a ciertas personas y en el menor de los casos mueren personas inocentes que estaban en el lugar equivocado.

La Umpep 7 comprende alrededor de 300 barrios y colonias porque incluye tres circuitos que son resguardados por unos 200 policías distribuidos en diferentes turnos.

Según Sosa, después de la captura de los 14 pandilleros en la colonia Callejas del sector Rivera Hernández, los asesinatos han disminuido.

“Todos los días hay patrullajes y recibimos el apoyo de los militares que se suman a los operativos”, explicó el jefe policial.

LEA: En Honduras sí se puede vivir en paz, claman jóvenes

La respuesta

La Policía Comunitaria en San Pedro Sula tiene cinco años de funcionar en Río Blanco y con ella se han logrado reducir las muertes violentas, el robo de viviendas y la violencia doméstica en unas 20 colonias del sector norte de la ciudad, pero se está buscado expandir a zonas conflictivas como Chamelecón y los Cármenes.

El modelo de Policía Comunitaria es auspiciado por la Agencia de Cooperación Internacional Japonesa.