Más de 13,000 vendedores en las calles esperan mercados

La alcaldía tiene planeada la construcción de ocho inmuebles, pero no los ha sometido a licitación. Nuevos comerciantes se han extendido en barrios cercanos al centro.

Muchas calles han sido saturadas por los buhoneros, ya no queda espacio para que circulen los vehículos. El predio contiguo a la terminal está siendo ocupado por algunos vendedores. Fotos: Amílcar Izaguirre.
Muchas calles han sido saturadas por los buhoneros, ya no queda espacio para que circulen los vehículos. El predio contiguo a la terminal está siendo ocupado por algunos vendedores. Fotos: Amílcar Izaguirre.

San Pedro Sula

Las calles del centro están ocupadas por más de 13,000 vendedores, y el proyecto de los mercados municipales parece estar cada vez más lejos.

En el último año, el número de vendedores informales ha pasado de 11,700 a más de 13,000 debido a la falta de empleo y la crisis económica derivada de la pandemia y las tormentas Eta y Iota.

Muchas calles han sido cerradas por los buhoneros y otras solo tienen un reducido espacio para que pase un vehículo. Lo preocupante es que cada día surgen nuevos vendedores, tanto estacionarios como ambulantes, y no hay un plan a corto plazo para la construcción de los mercados y la reubicación de los vendedores.

Por años, el terreno contiguo a la Gran Central Metropolitana de Buses estuvo en litigio, pero la pelea legal fue ganada por la alcaldía y ya se puede diseñar y construir el mercado.

La municipalidad tiene en plan la construcción de ocho mercados zonales que se ubicarían en los distritos de Chamelecón, LaPradera, Rivera Hernández, Fesitranh y Cofradía, un mercado del Distrito Central y uno en la Gran Terminal.

Sin embargo, estos proyectos solo están en papel y sin una fecha para comenzar su construcción.

Claudia Pineda, presidenta del Sindicato Nacional de Comerciantes del Sector Informal de Honduras (Sincosih), declaró que ha aumentado drásticamente la cantidad de vendedores, sobre todo estacionarios (los que se instalan en un solo lugar), esto por la falta de empleo que ha provocado la pandemia.

Lamentó que llevan años esperando ser reubicados en el megamercado que tienen prometido construir en el predio cerca de la terminal de buses.

“Aunque venga otro alcalde se sabe que hay un acuerdo que deben construir el megamercado, es un compromiso de ciudad”.

Agregó que las asociaciones que están incluidas en el acuerdo de proyecto del mercado son Asevamalih, Suvanh, Avasco y Sincosih.

Pero reconoció que son muchos más los vendedores que ocupan las calles y que no forman parte de estas asociaciones. “Es preocupante porque reubicarán a algunos, pero las calles seguirán siendo ocupadas porque están saliendo muchos vendedores”, apuntó pineda.
Vendedores de Sincosih ocupan espacios en el terreno desde 2010.

La alcaldía fue autorizada por el Congreso Nacional a utilizar los L1,600 millones que tenían destinado a proyectos de infraestructura en obras de reparación de daños por las tormentas.No se conoce cuánto de ese dinero ha sido utilizado luego de las tormentas.

Miguel Gonzales, presidente de la asociación de vendedores Avasco, manifestó que mientras no les construyan el mercado la alcaldía no tiene por qué hostigarlos y quitarlos de las calles, ya que necesitan trabajar.

“Antes a cada rato nos quitaban, nos decomisaban mercadería, pero por lo menos ahorita no hemos tenido ese problema”, dijo.

Gonzales contó que no han podido tener una reunión con el alcalde para tratar el tema.

“Nos sentimos utilizados porque el dinero lo pidieron para hacer los mercados y resulta que lo utilizaron para la pandemia. Quiere decir que esto de los mercados va para largo”, resintió.

El líder de vendedores coincidió en que han surgido muchos nuevos vendedores que ofrecen productos varios y que es a causa de la gran necesidad de ingresos que hay.

Cabe destacar que debido a que las calles del centro ya están saturadas, nuevos vendedores instalan carpas y mesas en las orillas de las calles y avenidas, incluso en los principales bulevares (norte, sur y este).

Sivelefesh es una organización de vendedores que tiene 10 años de existir, y aunque no está dentro del acuerdo para el megamercado, su presidente Fredy Núñez aseguró que la alcaldía debe dar una solución a todos los vendedores.

“Yo y los compañeros que están en la organización somos vendedores antiguos, pero todos tenemos derecho”, aseveró.

Núñez confía en que el proyecto de los mercados se hará realidad a corto plazo.

La Prensa