Alcaldía de San Pedro Sula comprará vacunas para combatir el covid-19

Decretan estado de emergencia sanitaria y climática hasta el 30 de junio de 2021.

San Pedro Sula, Honduras.

La Corporación Municipal sampedrana decidió anoche por mayoría de votos declarar estado de emergencia sanitaria y climática, con vencimiento el 30 de junio de este año, por la pandemia de covid y las tormentas tropicales.

Además, asignar 200 millones de lempiras para atender los sectores afectados por Eta y Iota, que son Chamelecón y Rivera Hernández.

Inicialmente, el alcalde Armando Calidonio solicitaba la declaratoria de emergencia hasta el 31 de diciembre, pero no fue aprobada por los corporativos que sesionaron ayer tarde.

En la moción presentada por el alcalde se le autorizó para que con base en la declaratoria de emergencia de salud “se proceda a la compra directa de tecnología, logística, transporte, medicamentos, incluyendo la vacuna para combatir el coronavirus, equipos médicos, alimentación y otros bienes y servicios que fueren necesarios como ayuda humanitaria, a efecto de salvaguardar la salud, integridad y bienestar de los ciudadanos de San Pedro Sula y de quienes nos visiten”.

LEA: Dinaf habilitará línea telefónica de atención de denuncias contra la niñez

Todo lo anterior y por la declaratoria de emergencia aprobada sin sujetarse a los requisitos de licitación y demás disposiciones reglamentarias, sin perjuicio de las funciones de fiscalización que en ley procedan, para prestar la asistencia necesaria al ciudadano, todo esto a través de los mecanismos y procedimientos legales correspondientes, a fin de prevenir y combatir la proliferación y mortalidad por el brote de covid-19, agrega la moción.

El alcalde Armando Calidonio en la moción presentada considera que “debido a la apertura en las restricciones de garantías constitucionales durante la emergencia sanitaria y los refugios habilitados para atender a los afectados por los desastres naturales se ha registrado que los hospitales, clínicas y triajes tanto públicos como privados vuelvan a estar saturados por el alto contagio en noviembre y diciembre. Además, hay en la ciudad zonas afectadas por inundaciones y sedimentos que requieren de atención inmediata para mantenimiento, limpieza y control sobre las vías públicas urbanas, aceras y parques”.


Emergencia climática

En la sesión también decretaron emergencia climática dentro del municipio para salvaguardar la salud, integridad y bienestar de los ciudadanos. Con esta emergencia el alcalde puede emitir las medidas que sean necesarias, estableciéndose como monto inicial para atender la emergencia L200 millones.

Con esta declaratoria podrá hacerse compra directa de tecnología, logística, transporte, alimentación, así como el alquiler o compra de maquinaria y cualquier bien o servicio y personal que fuere necesario para las labores de limpieza, mantenimiento y reparación de obras de infraestructura en vías púbicas, aceras, parques y refugios municipales, provocada por los desastres naturales.

Todos los regidores votaron a favor de la moción, excepto René Altamirano y Lempira Viana cuyo voto fue en contra al argumentar que la empresa Sulambiente debe encargarse de la limpieza en estas zonas.

Otros regidores mencionaron que con esta partida aprobada ya no se debe enviar a los empleados municipales a limpiar a las zonas inundadas puesto que han ocurrido contagios y muertes de algunos empleados por covid-19.

El objetivo de atender esta emergencia es también velar por la salud de los empleados municipales, ya que muchos han resultado contagiados y de todos los departamentos, mencionaron los ediles.

La Prensa