Transporte y comercio informal incumplieron la prohibición

Los centros comerciales y negocios formales acataron medida para prevenir el COVID-19.

El sector transporte operó desde muy temprano por la mañana con normalidad. Los puntos que funcionan en los barrios Medina y Concepción no fueron intervenidos por la Policía.  Fotos: Izaguirre y Amaya <br/>
El sector transporte operó desde muy temprano por la mañana con normalidad. Los puntos que funcionan en los barrios Medina y Concepción no fueron intervenidos por la Policía. Fotos: Izaguirre y Amaya

San Pedro Sula.

Aunque el comercio formal cumplió con las órdenes dadas por el Gobierno para prevenir la propagación del coronavirus, el comercio informal y el sector transporte no acataron las medidas en San Pedro Sula.

Como un recurso de prevención, para evitar que el covid-19 siga enfermando a más hondureños, las autoridades gubernamentales anunciaron la noche de este domingo una lista de prohibiciones, entre las que está el no funcionamiento del transporte público y el cierre de negocios incluyendo centros comerciales; y ayer por la tarde restringieron la circulación de personas.

Las autoridades de Transporte recordaron que aquellos que incumplan con la prohibición serán puestos a disposición del Ministerio Público.

En el sector transporte, únicamente puede circular el que sea por motivos de salud y el contratado por las empresas dentro de las excepciones para movilizar a sus trabajadores.
Pese a lo serio del mandato, desde la madrugada de ayer comenzaron a operar con normalidad rapiditos, buses y taxis urbanos.

kb-transporte2-170320(800x600)
Los puntos que funcionan en los barrios Medina y Concepción no fueron intervenidos por la Policía.

Los puntos más populares de buses y rapiditos en los barrios Medina y Concepción funcionaron como de costumbre. Los motoristas y ayudantes llenaron las unidades de pasajeros, que se dirigían a sus centros de trabajo. Aunque el servicio contratado operó con normalidad movilizando a empleados de la maquila y del sector salud, algunos hicieron uso de los taxis ruleteros y colectivos.

Los portones de la Gran Central Metropolitana de Autobuses permanecieron cerrados, el transporte interurbano no trabajó, a excepción de las rutas de Choloma y los taxistas que aprovecharon para hacer cobros exorbitantes.

kb-transporte10-170320(800x600)
“Hay mucha gente que sí está trabajando y necesita transporte, deberían dejar por horarios”:Nelson Fernández Toro,dirigente del transporte urbano.

Nelson Fernández Toro, dirigente del transporte urbano, dijo que debido a que el comunicado se dio a conocer muy tarde en la noche, la mayoría de motoristas del transporte salieron a trabajar con normalidad, pero solo en la mañana, ya en la tarde la mayoría dejó de circular.

En la Capital Industrial no hubo decomisos de unidades, René Caballero, delegado regional del Instituto Hondureño de Transporte Terrestre (IHTT), dijo que es a la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte y a la Policía Nacional a quienes les toca sancionar a los que no acaten el mandato.

kb-transporte8-170320(800x600)
Las tiendas que funcionan en la tercera avenida y los centros comerciales acataron la prohibición y no abrieron al público. Los vendedores informales no atendieron el llamado.

En cuanto al comercio formal, acataron la ordenanza al pie de la letra, ya que en los centros comerciales únicamente funcionó la banca y las farmacias, las demás tiendas permanecieron cerradas.

En la tercera avenida, las tiendas de zapatos, ropas y de electrodomésticos estuvieron cerradas, sin embargo, el sector informal hizo caso omiso a la prohibición, ya que sacaron toda su mercancía a la venta.

kb-transporte15-170320(800x600)
“Tenemos muchos compromisos y no dependemos de un salario, sino de lo que vendemos”: Claudia Pineda,dirigente de vendedores.

Claudia Pineda, dirigente de vendedores informales, declaró que este sector subsiste con los ingresos diarios por medio de la venta, por lo que no se pueden dar el lujo de estar de brazos cruzados.

“Nosotros no podemos dejar de vender, vamos a seguir vendiendo, porque tenemos muchos compromisos y nosotros pasamos el día con lo que vendemos. Claro que las ventas han bajado desde la semana pasada”, compartió Pineda.

La Prensa