Desde el año 2015, la Oficina de Asuntos del Espacio Ultraterrestre de las Naciones Unidas (Unoosa) y la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (Jaxa) cooperan en el marco del programa KiboCUBE.

El programa KiboCUBE tiene como propósito brindar a los países en desarrollo la oportunidad de desplegar CubeSats desde el módulo experimental japonés Kibo de la Estación Espacial Internacional.

Los CubeSats son una clase de naves espaciales de investigación llamadas nanosatélites. Se construyen con dimensiones estándar de 10 x 10 x 10 centímetros y, por lo general, pesan menos de 3 libras por unidad.

El primer despliegue orbital de CubeSats desde el módulo Kibo se llevó a cabo con éxito en octubre de 2012 a través del “Desplegador orbital de satélites pequeños”, desarrollado por Jaxa. Desde entonces se han desplegado nanosatélites de varios países.

Del 26 de marzo al 30 de septiembre de 2019 se convocó a postulaciones para la quinta ronda del programa KiboCUBE, resultando seleccionado el equipo del Sistema de Integración Centroamericana (Sica).

Los anteriores ganadores fueron la Universidad de Nairobi (Kenia), la Universidad del Valle de Guatemala, el Consejo de Investigación e Innovación de Mauritania, la Universidad de Surya (Indonesia) y la Universidad Tecnológica de Moldavia.

En palabras del presidente de Jaxa, Hiroshi Yamakawa, “Jaxa se complace en poder contribuir a ampliar el acceso al espacio y crear capacidades en países en desarrollo a través del programa kiboCUBE junto con Unoosa, utilizando las capacidades únicas que brinda el módulo experimental japonés Kibo”.

Gracias a Japón, los países del Sica tienen la oportunidad de desplegar en formato cúbico sus sueños espaciales.