24/07/2024
04:32 PM

"Menores mutilados por minas: El desafío de Colombia"

  • 02 mayo 2015 /

"

El acuerdo de desminado con las Farc podría tardar una década en 'limpiar' estos artefactos.

"

"

Bogotá, Colombia


Pese a que las expectativas se han resfriado un poco tras el último ataque de las FARC contra el ejército, la paz sigue estando más cerca que nunca tras medio siglo de conflicto. Uno de los últimos acuerdos que se cerraron es un plan para desminar el país, una tarea titánica que podría tardar una década en consumarse.

El drama de pisar una mina es uno de los miedos más extendidos en las zonas rurales de Colombia, el segundo país del mundo más afectado por estos artefactos. Solo superado por Afganistán. 11.000 personas arruinaron su vida tras pisar una mina en los últimos años. De estos, 1,124 era menores. El 79% sobrevivieron pero quedaron mutilados.

Este es el caso de Angie, una adolescente que, a los ocho años, pisó una mina al acelerar el paso para alcanzar a sus primas de regreso de la iglesia. Angie perdió una pierna y su vida, y la de su familia, dio una giro radical.

Angie y su padre, Raúl Trespalacios, tuvieron que dejar su finca en el departamento de Bolívar (en el norte del país) para ir a la ciudad, donde Angie estaría mejor atendida.

Consecuencias psicológicas

'Cuando un niño pisa una mina, no cambia solo su vida, sino la de su familia. En muchos casos, viven en el campo y deben desplazarse para buscar atención para sus hijos o por miedo a los actores armados que colocaron la mina', dice Claudia Bernal, de la ONG Colombianitos, que ofrece prótesis y acompañamiento a víctimas menores de edad.

"

"

El drama de la mutilación desespera a las familias más pobres pues al estar en edad de crecimiento los menores necesitan cambiar de prótesis regularmente.


'El niño logra asimilar de una manera mucho más tranquila el proceso de pérdida (de una pierna o brazo). Sin embargo el problema real es la familia que no lo logra aceptar y maneja niveles muy altos de culpa', explica la psicóloga Maythem Méndez.

Méndez trabaja en el Centro Integral de Rehabilitación de Colombia (CIREC) en Bogotá, donde Angie (ahora con 15 años) prueba su nueva prótesis, que deberá cambiar nuevamente en un año si sigue creciendo tan rápido como hasta ahora.

Mientras ve a su hija ejercitarse, Raúl Trespalacios, de 45 años, cuenta cómo pasó cinco años sin despegarse de ella, hasta que finalmente hace dos años volvió al campo a trabajar.

Lo que aún no logra aceptar es verla sin pierna. 'Una psicóloga me llegó a decir que yo estaba más loco que Angie. Ella lo lleva mejor. Yo no me he acostumbrado a verla así, aunque han pasado siete años. La vi nacer completa y ahora le falta algo', asegura.

Esperanzas

Sobre la posibilidad de que sea efectivo el proceso de desminado, que comenzará en una primera etapa a mediados de año en dos departamentos del país, Trespalacios es poco optimista. 'Yo no confío en los actores armados, una cosa es que digan que esto está minado y otra que sepan dónde está la bomba', dice.

El gobierno de Colombia, tampoco cree que será tarea fácil y estima que el desminado tomará por lo menos 10 años, pues de los 1,123 municipios del país, 688 tienen minas sembradas.

'Si Dios nos ayuda de pronto llega la paz a Colombia. Me gustaría, para que más nadie caiga' en una mina, dice Angie, quien a pesar de su accidente guarda esperanzas y se siente 'totalmente normal'.

"

"

Angie se vio obligada a emigrar a la ciudad con su padre para recibir el tratamiento adecuado.
"