Florida, Estados Unidos

Una maestra hispana fue ultimada a balazos durante una disputa de carretera a la altura de Fort Lauderdale, Florida.

La víctima fue identificada como Ana Estévez, de 23 años.

La mujer, quien trabajaba dando clases a niños de de preescolar, regresaba el domingo por la noche de pasar el Día de Acción de Gracias cuando el carro en el que viajaba junto a su novio fue embestido por un BMW..

Según el informe de las autoridades locales, la pareja pidió al conductor que redujera la velocidad y éste abrió fuego contra ello. Casi de inmediato fueron trasladados al hospital Broward Health Medical Center.

La joven recibió siete balazos y murió a causa de sus heridas; su pareja está hospitalizada, según una publicación de la estación local de NBC News.

“Trabajaba en la escuela, iba a cuidar a otros niños y luego volvía a casa tarde, pero no le importaba , quería a los niños, siempre”, contó a la estación su hermana, Mary Estévez.

Una tercera persona, identificada como una menor, también resultó herida, aunque su vida no corre peligro, según las autoridades locales.

El sospechoso del ataque huyó tras el tiroteo, pero la Policía ya tiene una ilustración de su rostro.