15/05/2022
12:01 AM

Más noticias

'El Jefe de Jefes' rompe el silencio tras 32 años en la cárcel

Miguel Ángel Félix Gallardo parece haber perdido la memoria: 'No existió Cártel de Guadalajara'.

Guadalajara, México

Miguel Ángel Félix Gallardo, apodado 'El Jefe de Jefes', aseguró que en su tiempo, en Guadalajara, nunca existieron los cárteles, y negó haber conocido a Rafael Caro Quintero y a Ernesto Fonseca, 'Don Neto'.

En entrevista para Telemundo, desde el penal de Puente Grande, quien fuera capo del Cártel de Guadalajara dijo que siempre ha sido un hombre honesto.

'Nunca existieron cárteles en Guadalajara. Yo me dediqué a la agricultura y a la ganadería, desde chico, mis padres fueron los primeros que exportaron legumbres a Estados Unidos, en 1942. Yo nací en el 46, también tenía unas farmacias y dos viejos hoteles', externó.

Miguel Ángel Félix Gallardo, de 75 años de dad, aseguró que no se ve reflejado con el personaje que sale en la serie Narcos México, de Netflix.

'A esa persona ni la conocí (Pablo Escobar), jamás estuve en Medellín o en Cali, como en la serie esa que se dice, no lo conocí'.

Y no sólo negó haber hecho tratos con el capo de Colombia, sino que también dijo que nunca habló con Caro Quintero ni con 'Don Neto'.

'No los conozco, en la calle no nos conocimos, estas personas y yo nunca hemos platicado al respecto'.

También se deslindó del homicidio del agente de la DEA, Enrique Camarena Salazar, ocurrido en 1985.

'Es un tema muy lamentable, este señor Camarena, quienes hayan sido (sus atacantes), hay autores materiales, intelectuales presos que han pagado su vida en la prisión y que les ha ido muy mal. Ignoro el por qué se me relaciona (con el homicidio) porque a ese señor yo no lo conocí'.

Sobre su detención en 1989, aseguró que fue víctima de tortura.

'Estaba yo en una casa de (la calle) Cosmos, en Guadalajara, cuando tumbaron la puerta sin ninguna orden de aprehensión, sin ninguna orden de presentación, con mi familia (...) fui golpeado. Pregunté el motivo y lo único que recibí fue más tortura'.