02/12/2022
01:27 PM

Más noticias

EEUU promete menos ayuda militar para centrarse en la democracia en Latinoamérica

Blinken destacó el esfuerzo del Gobierno de Biden para atacar la corrupción a través del rechazo de visados a funcionarios latinoamericanos implicados en sobornos.

Quito, Ecuador

Estados Unidos se ha centrado demasiado en la seguridad en América Latina antes que proporcionarle otras ayudas, dijo el miércoles el secretario de Estado Antony Blinken, comprometiéndose a fomentar más la democracia en la región.

Blinken realiza una gira por Ecuador y Colombia llevando el mensaje del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, a favor de las democracias estables ante los brotes de autoritarismo y populismo.

Ambos países reciben asistencia y formación en seguridad por parte de Estados Unidos y están dirigidos por conservadores conocidos por tomar medidas controvertidas.

La Casa Blanca cuestionó la represión policial de las recientes manifestaciones antigubernamentales en Colombia, mientras Ecuador declaró el estado de excepción para luchar contra el narcotráfico justo antes de la llegada de Blinken.

“Nuestro historial de mejora de la seguridad civil en las democracias de la región ha sido desigual”, dijo Blinken en un discurso en la privada Universidad San Francisco de Quito.

“Ello se debe a que, con demasiada frecuencia, hemos tratado de solucionar este problema confiando demasiado en la formación y el equipamiento de las fuerzas de seguridad, y demasiado poco en otras herramientas”, agregó.

Blinken destacó el esfuerzo de la administración Biden para atacar la corrupción a través del rechazo de visados a funcionarios latinoamericanos implicados en sobornos.

“Nos hemos centrado demasiado en abordar los síntomas del crimen organizado, como los homicidios y el tráfico de drogas, y demasiado poco en las causas profundas. Estamos trabajando para corregir ese desequilibrio”, expresó el secretario.

Blinken también cuestionó el apoyo estadounidense que han recibido las dictaduras: “Hubo momentos en que apoyamos a gobiernos en las Américas que no reflejaban la elección o la voluntad de su pueblo y no respetaban sus derechos humanos”.

Además de promover elecciones libres, Washington estará atento a la situación económica de la región y la mejora de legislaciones laborales, de sanidad y educación.

“Esto debería ser obvio, pero la realidad es que a menudo hemos puesto más energía en fortalecer los derechos civiles y políticos -como elecciones libres y justas, el Estado de derecho, la libertad de expresión y de reunión- que en fortalecer los derechos económicos y sociales de la gente”, reconoció.