Cienfuegos, señalado de narcotráfico en EEUU, es exonerado por la Fiscalía de México

La Fiscalía de México anunció este jueves que se abstendrá de procesar al exministro de Defensa Salvador Cienfuegos, señalado de narcotráfico en Estados Unidos, donde estuvo preso entre octubre y noviembre pasado.

La justicia estadounidense acusó a Cienfuegos de cuatro delitos de narcotráfico.
La justicia estadounidense acusó a Cienfuegos de cuatro delitos de narcotráfico.

Ciudad de México, México

La Fiscalía de México anunció este jueves que se abstendrá de procesar al exministro de Defensa Salvador Cienfuegos, señalado de narcotráfico en Estados Unidos, donde estuvo preso entre octubre y noviembre pasado.

La Fiscalía "ha determinado el no ejercicio de la acción penal" en favor" del general Cienfuegos, señaló el organismo en un comunicado, en el que aseguró no haber hallado pruebas que incriminen al oficial.

La Fiscalía aseguró haber llegado a la "conclusión de que el general Salvador Cienfuegos Zepeda nunca tuvo encuentro alguno con los integrantes de la organización delictiva investigada por las autoridades norteamericanas".

"Tampoco sostuvo comunicación alguna con ellos, ni realizó actos tendientes a proteger o ayudar a dichos individuos", prosiguió, en referencia a las acusaciones de la agencia antidrogas (DEA).

La justicia estadounidense acusó a Cienfuegos de cuatro delitos de narcotráfico y lavado de dinero por supuestamente haber ayudado al cartel H-2 a "traficar miles de kilos de cocaína, heroína, metanfetaminas y marihuana a Estados Unidos" entre 2015 y 2017, a cambio de millonarios sobornos.

Pero después de que México protestó por no haber sido informado de la investigación de la DEA en contra del general en retiro, una jueza de Nueva York aceptó un pedido inusual del gobierno estadounidense para retirar los cargos y dejar el caso en manos de la justicia mexicana.

Cienfuegos, quien había sido arrestado el 15 de octubre en Los Ángeles cuando llegaba de vacaciones con su familia, fue repatriado el 18 de noviembre.

La Fiscalía dijo igualmente que no encontró "prueba alguna" de que el exsecretario de Defensa entre 2012 y 2018 hubiera utilizado algún "equipo o medio electrónico, ni que hubiera emitido orden alguna para favorecer" a criminales.

Tampoco hay indicios sobre una "obtención de ingresos ilegales o acrecentamiento de su patrimonio fuera de lo normal", de acuerdo con lo ganaba como servidor público, detalló el comunicado.

La Prensa