Secuestran a 23 personas en centro de rehabilitación de Guanajuato

La fiscalía local dijo que 13 personas fueron liberadas horas después del secuestro masivo.

El estado de Guanajuato se ha visto golpeado en los últimos meses por la violencia ligada al crimen organizado. Foto: Twitter @ceonoticias1
El estado de Guanajuato se ha visto golpeado en los últimos meses por la violencia ligada al crimen organizado. Foto: Twitter @ceonoticias1

México.

Un grupo armado secuestró a unas 23 personas la madrugada del miércoles en un centro de rehabilitación por adicciones del central estado mexicano de Guanajuato, informaron este jueves autoridades.

La fiscalía local dijo a la prensa que de esas 23 personas, 13 fueron liberadas horas después del secuestro masivo.

"Tenemos el dato de 23 nombres, de los cuales 13 ya aparecieron y restan 10 personas más", dijo el Fiscal Carlos Zamarripa Aguirre.

"Algunos de ellos estaban lesionados y se han mantenido muy herméticos de la información y lo entendemos", agregó al referirse al estado de las personas que fueron liberadas.

Varios hombres armados llegaron al centro de rehabilitación y se llevaron por la fuerza a las 23 personas.

Según vecinos, varios vehículos llegaron con hombres armados al centro de rehabilitación. Posteriormente, el grupo armado sometió a las 23 personas en el interior del lugar y se las llevó.

Violencia Guanajuato

El estado de Guanajuato se ha visto golpeado en los últimos meses por la violencia ligada al crimen organizado.

En agosto, ocho personas murieron en un ataque a un billar también en Irapuato. En ese mismo mes, cinco presuntos delincuentes y un miembro de la recién creada Guardia Nacional murieron en un enfrentamiento armado en la localidad de Yuriria.



Guanajuato es uno de los centros industriales más importantes de México pues concentra a grandes fabricantes mundiales de automóviles, aviones y otras manufacturas pesadas.

Estas actividades, así como la presencia de importante infraestructura energética, atraen a organizaciones criminales como el Cártel Jalisco Nueva Generación o el Cártel de Santa Rosa de Lima que, además del narcotráfico, se dedican a actividades como la extorsión, el secuestro y el robo de combustible.