Acciones. Pobladores hicieron una protesta frente a casa presidencial

Santa Rosa de Copán. Alcaldes y pobladores de diferentes municipios de Lempira no soportaron más el estado de sus carretera y decidieron protestar frente a Casa Presidencial en la capital hondureña para la continuidad de los proyectos de pavimentación, la iniciativa al menos ayudó a que hubiese un compromiso de parte del gobierno.

Con pancartas, alfarería y vestimenta lenca e incluso música de cuerda tradicional, decenas de personas de municipios como La Campa, Gracias, Piraera, entre otros, y acompañados de autoridades departamentales de Lempira y diputados, pidieron que retomen proyectos de pavimentación que estaban a cargo de la desaparecida Inversiones Estratégicas (Invest-H).

El asesor presidencial Manuel Zelaya Rosales se reunió con los representantes y alcaldes del sur de Lempira en Casa Presidencial y firmaron un acuerdo en el que el gobierno se compromete a darle seguimiento a los proyectos carreteros en occidente.

No obstante, Zelaya reiteró que el gobierno carece de recursos para continuar con la pavimentación de Gracias a La Campa y la reparación de la carretera que comunica de San Juan, Intibucá, con los municipios del sur de Lempira. Roberto Santos, alcalde de La Campa, pide que se retomen los trabajos antes que se arruinen los avances con las lluvias.

Deydin Mendoza, alcalde de Piraera, recordó que a la fecha los ediles han asistido a unas 11 reuniones con personal de la Secretaría de Infraestructura y Transporte (SIT), sin obtener resultados satisfactorios.

“Nos han incumplido con un proyecto que ya había financiamiento por eso le pedimos a la presidenta Xiomara Castro que tenga conciencia de nuestra gente”.

Aún sin fondos, gobierno dice que arreglará vías en Lempira