Tegucigalpa, Honduras

Ricardo Maduro, presidente de Honduras de 2002 a 2006, dio a conocer ayer que no está interesado en ocupar ningún cargo público en el próximo Gobierno, asegurando que siempre está dispuesto a ayudar al país, pero no desempeñando un trabajo en la administración pública.

Ver especial multimedia: Elecciones en Honduras 2013

El exmandatario hizo la aclaración debido a que se había entendido que él sería parte del Gobierno, tras unas declaraciones anteriores que dio a Orlando Hernández, candidato del Partido Nacional a presidente de Honduras.

Maduro indicó que por ahora su prioridad y aspiraciones se centran en atender a su familia y no en participar como funcionario.

“Voy a participar en lo que me pida la patria, pero no en un cargo público sino que en otras cosas, este es el momento para mis seres queridos, mi familia”, aseguró el expresidente de la República.

“Yo tengo un privilegio enorme de haber servido a mis compatriotas y solo tengo una queja, una queja que no sé cómo interpretarla, y es mi hijo, de ahí he sido tan beneficiado, tan bendecido por Dios que me siento que no puedo decir que no, para ayudar a mi patria, pero no va a ser con un cargo público”, reafirmó.

Maduro asesora al candidato nacionalista a la Presidencia y presuntamente sería en este aspecto laboral que colaboraría, si Hernández llegara a ser es electo presidente.

Sobre el próximo proceso electoral, el exmandatario dijo que “este será un proceso históricamente seguro y ojalá que todos los hondureños participemos en él, votando y que luego aceptemos los resultados”.