Tegucigalpa, Honduras

El presidente del Sindicato de Trabajadores de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee), Miguel Aguilar, recomendó a la Comisión Reguladora de Energía Eléctrica (Cree) que considere la realidad del país antes de incrementar la tarifa.

El deslizamiento de la moneda nacional y el incremento en el precio de los combustibles serían los factores a considerar para un incremento tarifario.

“El ajuste que hizo la Cree en el segundo trimestre fue bastante grosero y golpeaba al pueblo hondureño, por eso el Gobierno decidió subsidiar ese valor porque era muy alto”, expresó Aguilar.

“Hoy circula que el incremento de la tarifa a partir de octubre sería de 4.9 por ciento, eso es lo que hemos escuchado, aunque no es nada oficial”, dijo.

“Lo que sí ha sucedido es que se ha despachado más energía a base de carburantes, estos han incrementado de precio y eso tiene ciertos efectos en el cálculo para establecer la nueva tarifa”, manifestó.

“Lo que nosotros esperamos es que se valore, de manera consciente y en el marco de la problemática social del país para que cualquier variable a considerar se vea desde el ángulo real del país”, recomendó.

“De acuerdo a lo sucedido este trimestre, los efectos que hemos tenido, podemos decir que sí va a haber un incremento a la tarifa de energía”, consideró.

Aguilar lamentó que un incremento al precio de la energía se traducirá en incrementos a los diferentes bienes, productos y servicios de Honduras. “Cualquier valor de ajuste a la tarifa se triplica ese valor porque hay mucha especulación en el país”, señaló.