02/03/2024
12:15 AM

Se desata lucha entre el Congreso y la Unah por la PAA

Luego que el diputado Rasel Tomé presentara el decreto para derogar la prueba de aptitud académica, la Universidad dice que no permitirán que violen la autonomía.

Tegucigalpa, Honduras.

Polémica entre diferentes sectores del país ha causado el proyecto de decreto que fue presentado al Congreso Nacional por el diputado Rasel Tomé que consiste en eliminar la prueba de aptitud académica (PAA), que es el principal requisito para ingresar a la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (Unah).

La iniciativa fue presentada durante la sesión del pasado miércoles y establece que en vez de la PAA se realice una prueba de orientación vocacional a los aspirantes para determinar cuál carrera tiene capacidad de estudiar.

El proyecto pasó a la comisión de educación del Congreso, que la revisará y darán el dictamen a favor o en contra de la misma; sin embargo, la propuesta ha creado un debate.

La polémica emana de un proyecto de ley iniciado en el legislativo hondureño.

Los parlamentarios que apoyan la incitativa señalan que la PAA es excluyente con los jóvenes; mientras la comunidad académica asegura que atenta contra la autonomía universitaria.

De acuerdo con el diputado Tomé, el decreto tiene por objeto que los jóvenes que no lograron acceder a la Unah debido a que no aprobaron el examen de admisión, lo hagan a través de la orientación vocacional.

“Es una prueba que genera exclusión, porque a los jóvenes de los colegios públicos no les permite entrar a la Universidad y eso sigue generando pobreza; tenemos el 80% de la población en pobreza y el no tener acceso a la universidad y a la educación los mantiene en ese ciclo”, argumentó el diputado del Partido Libre.

El diputado proyectista indicó que el pueblo es el que sostiene a la Universidad, “el 6% de los ingresos anuales es para sostener la Unah, eso quiere decir que todos tienen derecho a que sus hijos estudien en la universidad pública”, explicó.

Se prevé que el decreto sea socializado por la comisión con las autoridades de la casa de estudios, docentes y estudiantes.

El rector Herrera ha dicho que defenderá la autonomía universitaria.

Autonomía. Las máximas autoridades de la Unah dieron a conocer su postura a través de un comunicado en el cual establecen que la propuesta “vulnera la autonomía universitaria”.

El rector Francisco Herrera expresó que defenderá la autonomía que ha sido concedida a la Universidad bajo el artículo 160 de la Constitución.

“La Unah es una institución autónoma, tal como lo manda la Constitución de la República en su artículo 160, otorgándonos potestades para definir con criterios técnicos y no políticos la gestión institucional”.

Las autoridades indicaron que ese tipo de pruebas son aplicadas en las mejores universidades de América Latina, no bajo un concepto de exclusión, sino para garantizar que la educación pública superior se desarrolle bajo los más altos estándares de calidad.

Además, detallaron que previo a la prueba, el modelo educativo en la casa de estudios se caracterizaba por índices académicos menores al 40%, donde los estudiantes repetían hasta 10 veces una asignatura, mientras el índice de abandono estudiantil era alto y los de aprobación bajísimos; lo que ocasionaba que los universitarios tardaran hasta 10 años en culminar su carrera y no en los cinco que estaba establecida terminarla, ocasionando que solo el 3% de los estudiantes llegara al proceso de graduación.

Rendimiento

Para Armando Euceda, director de posgrados de la Unah, no es atribución del Congreso hacer modificaciones respecto a lo que se refiere al ingreso, permanencia y promoción de los estudiantes de la Unah.

“Si el Congreso elimina la PAA es una injerencia directa en tareas que la Constitución le da con carácter de exclusividad a la Unah”, señaló. El exministro de Educación considera que con la eliminación de la prueba se vendría abajo la calidad de la enseñanza superior.

El examen de admisión se aplica para ingresar a las distintas carreras que ofrece la casa académica de estudios superiores.

Lo más sano sería elevar la calidad de la enseñanza secundaria con el propósito de que los jóvenes lleguen con buen nivel a la universidad, sostuvo.

De acuerdo con informes de la Unah sobre los resultados de la prueba de aptitud académica del período 2014-2018, se establece que son los colegios privados los que lideran los primeros puestos con puntajes que sobrepasan los 1,000 puntos, mientras que los del sistema público no llegan a los 1,000.

“La cifras son fatales, de resultados de cobertura en educación media y con la pandemia se ha convertido en una crisis enorme, por lo que se debe buscar la solución para mejorar la situación”.

Señaló que si se quita la PAA se volvería masivo el ingreso de estudiantes en las clases y esto no es bueno para la calidad de la enseñanza superior.

La prueba de admisión se comenzó a aplicar en la Unah en diciembre de 2006; dos años antes, el índice académico promedio de los universitarios era de un 47%, lo que indicaba la poca calidad en la formación y traía como consecuencia que una vez que egresaban, no respondieran a las necesidades de la sociedad, sostuvieron las autoridades.

En la actualidad con la aplicación de la prueba el porcentaje de admisión se mantiene en un 80%, es decir que de cada 10 que hacen la PAA, dos no logran obtener el puntaje mínimo requerido para ingresar.

Se desata lucha entre el Congreso y la Unah por la PAA

Además de la prueba de admisión, los aspirantes a carreras como medicina u otra relacionada a la salud deben hacer una adicional que mide sus conocimientos en el área de biología, ciencias y matemáticas; mientras los que aspiran a una ingeniería deben aprobar el examen de aprovechamiento matemático, el cual mide los conocimientos en álgebra, geometría, trigonometría y estadística elemental.