Tegucigalpa, Honduras.

Lena Gutiérrez, vicepresidenta del Congreso Nacional, acusada por delitos de corrupción, está facultad para ir a eventos públicos porque ya pagó una fianza de 20 millones de lempiras impuesta por el juez natural.

El domingo se vio a la diputada nacionalista en el juego de semifinales entre Olimpia y Motagua en el Estadio Nacional. La parlamentaria goza de libertad condicional luego de que el Poder Judicial aceptara la fianza y algunas medidas sustitutivas que le dictó el juez natural de la causa, Jorge Rivera Avilez.

Entre las medidas precautorias, Avilez prohibió a la legisladora ir a las sesiones del Congreso Nacional, salir del país sin autorización y firmar un libro de control en la Corte Suprema cada 15 días.

El vocero del Ministerio Público, Yuri Mora, confirmó que la diputada sí puede asistir a eventos públicos mientras cumpla con sus medidas.

El pasado 18 de junio, la Fiscalía de la Transparencia y Combate a la Corrupción Pública presentó el requerimiento fiscal en contra de 16 personas, entre ellas la diputada Gutiérrez, sus hermanos Ginette y Julio Gutiérrez y su padre Marco Tulio Gutiérrez. El Ministerio Público los acusó por delitos contra la salud pública, falsificación de documentos públicos, uso de documentos falsos y otros fraudes. Lo anterior por la supuesta venta irregular de medicamentos a la Secretaría de Salud por medio de la empresa Astropharma.

En el caso de la diputada Gutiérrez, el organismo acusador también presentó acusación por fraude contra los intereses del Estado.

A los familiares de la parlamentaria se les decretó arresto domiciliario y, para poder modificar la medida, les impuso pagar fianzas. El hermano de Lena también pago la fianza impuesta.