Tegucigalpa, Honduras.

La Secretaría de Salud de Honduras (Sesal) informó este viernes acerca de modificaciones en los calendarios de aplicación de la segunda dosis de la vacuna contra el coronavirus. A consecuencia de recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Sesal ha optado por modificar las fechas de aplicación a nivel nacional.

El informe de esta secretaría describe que el período entre la primera y segunda dosis se extiende, derivado de estudios a nivel internacional que demuestran que, entre más tiempo transcurre entre primera y segunda, mayor efectividad y protección contra la enfermedad.

En Honduras se han aplicado, especialmente, dosis de las vacunas de AstraZeneca y Sputnik. Sesal detalla especificaciones sobre las nuevas fechas y períodos de espera a aquellas personas que ya recibieron la primera dosis. En cada centro de vacunación, hondureños y extranjeros en el país recibieron una tarjeta de confirmación en la que se incluye, entre datos de información, la fecha de la segunda aplicación. Esta sufrirá una modificación, de acuerdo a lo vertido por Salud.

Así, la población de grupos priorizados (personal sanitario, cuerpos de socorro, adultos mayores y adultos con enfermedades de base) que recibió la primera dosis de la vacuna de AstraZeneca a partir del 6 de mayo (cuarta campaña de vacunación), y que se les citó para dos meses después para recibir la segunda dosis, tendrán que extender dicho período a tres meses, es decir, el 6 de agosto.

En cuanto a la vacuna Sputnik V, según estudios del Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya de Moscu (Rusia), se recomienda que transcurran tres meses después de aplicarse la primera dosis. Previamente, en la información entregada a la población, el período era menos.

Por esto, la población que recibió la primera dosis de Sputnik a partir del 19 de mayo, y que recibió cita para dentro de un mes, pasará a recibir la segunda dosis el 19 de agosto, es decir, tres meses después, al igual que AstraZeneca.

Dicha recomendación, según Sesal, corresponde a estudios en Argentina y Rusia, donde se ha demostrado que el aumento en el intervalo de tiempo entre la primera y segunda dosis aumenta la protección contra el virus, que ha dejado en Honduras 6,567 muertes y 244,295 contagios.

Por último, en el escrito, Sesal asegura a la población que no existe riesgo de no recibir la segunda dosis en la fecha descrita en el carné de vacunación. En tanto, la medida avala a la población a acudir nuevamente en las fechas ahora proyectadas. También recordaron que la segunda dosis tendrá que recibirse en el mismo centro de vacunación de la primera aplicación.