Un 40% de los alumnos en riesgo de no seguir con sus estudios

Un estudio de la UPNFM advierte que debido a la crisis económica los padres consideran retirar del sistema a sus hijos Sugieren acceso de internet gratis para las clases virtuales.

Escuelas privadas prevén baja en la matrícula del próximo año.
Escuelas privadas prevén baja en la matrícula del próximo año.

TEGUCIGALPA.

Las suspensiones de miles de empleados debido a la pandemia del covid-19 no solo están afectando la economía del país, sino también ponen en riesgo que al menos 700,000 alumnos de centros públicos y privados no continúen con sus estudios este año.

El último estudio realizado por el Observatorio Universitario de la Educación Nacional e Internacional (Oudeni), de la Universidad Pedagógica Nacional Francisco Morazán (UPNFM), señala que al menos el 40% de los padres de familia ven insegura la continuidad de los estudios de sus hijos durante el presente año lectivo.

Para el estudio se entrevistó de forma virtual a una muestra de 56,578 padres de los 18 departamentos del país. La inseguridad de si sus hijos terminarán el año se debe a la crisis financiera por la que muchos padres atraviesan, además del acceso a internet, lo que demanda mayores costos financieros para enviar los trabajos que les dejan en las escuelas, establece el informe.

Desde hace más de tres meses se suspendieron las clases presenciales en los centros educativos y los alumnos ahora reciben el contenido escolar a través de medios como la televisión, radio y el internet.

Mario Alas, investigador del observatorio, dijo que aunque al niño se le dé la lección por radio o televisión, los trabajos los recibe y envía por herramientas digitales que requieren acceso a internet.

“Más del 80% de las familias no tiene internet fijo en casa, esas personas se conectan a la red a través de sus celulares y un 91% compran recargas para conectarse; es decir, para enviar las tareas de sus hijos deben comprar más recargas. Eso compite con el presupuesto de la familia”, señaló.

Aprendizaje

Aunque el informe establece que los maestros y la Secretaría de Educación han mostrado su creatividad e innovación para dar contenidos a través de los medios alternos a los alumnos, la mayoría de los padres (un 67.9%) considera que su hijo está aprendiendo poco o nada desde que comenzaron las clases no presenciales.

“Los padres señalan que los niños no están logrando los aprendizajes necesarios, y los que no tienen computadora, acceso a internet, son los que consideran eso”. Por eso muchos prefieren que sus hijos repitan el año, agregó.

52.9%
de los padres, señaló el estudio, incurren en gastos extra para cumplir con las tareas de sus hijos.

El investigador dijo que la solución no es que los niños repitan el año, sino que en los primeros meses del siguiente año escolar se refuercen los conocimientos básicos que debieron aprender los alumnos este año.

También hacer una evaluación para identificar los conocimientos que lograron aprender.

La situación también afecta al sector educativo privado. Muchos padres se quejan de que los centros están cobrando el pago de la colegiatura durante la pandemia.

Migración

Carlos Sabillón, gerente de la Federación Nacional de Instituciones Educativas Privadas de Honduras (Fenieph), dijo que debido a la crisis financiera se afectará la matrícula.

“Es muy probable que haya migración de alumnos de escuelas caras a baratas y de privadas a públicas”, dijo.

La matrícula en el sistema bilingüe ya comenzó para el año 2020-2021, algunas reportan que el proceso ha sido lento, indicó Sabillón.

Los entrevistados señalan que se debe tener acceso gratuito al internet para que los alumnos y maestros logren mejores resultados en educación virtual.

jg-educa-230720(1416x870)
La Prensa