Saqueo y condonaciones ponen la lápida a Banadesa

A la fecha, el Banco presenta un desfase por 4,689 millones de lempiras (insuficiencia y condonaciones) Decreto ordena su liquidación e iniciar proceso de venta de sus activos.

Diferentes sectores han solicitado una investigación que permita llevar a la justicia a los responsables de la quiebra del Banco.
Diferentes sectores han solicitado una investigación que permita llevar a la justicia a los responsables de la quiebra del Banco.

TEGUCIGALPA.

Una insolvencia patrimonial de más de 3,289 millones de lempiras y multimillonarias condonaciones aprobadas desde el Congreso Nacional a través de múltiples decretos legislativos por alrededor de 1,400 millones de lempiras, terminaron de poner la lápida al Banco Nacional de Desarrollo Agrícola (Banadesa), cuyo cierre definitivo se apresta a aprobar en las próximas horas el Poder Legislativo.

Banadesa fue creado mediante decreto número 903 de la Junta Militar de Gobierno, el 24 de marzo del año 1980, con el fin de fomentar el desarrollo en el país y facilitar el acceso al crédito a empresarios y pecuarios del sector agrícola y ganadero, entre otros.

Después de 40 años de operaciones ininterrumpidas, el Poder Ejecutivo remitió esta semana al Congreso un anteproyecto de decreto mediante el cual se formaliza el cierre de la institución y se ordena a la Comisión Nacional de Bancos y Seguros a (CNBS) proceder a su liquidación forzosa, adoptando los mecanismos y medidas establecidas en la Ley del Sistema Financiero. Asimismo, se autoriza a la CNBS para que elabore el proceso especial de prelación de pago de sus obligaciones.

Corrupción y saqueo

A juicio de financistas, la liquidación del banco es resultado del saqueo y la corrupción a la que fue sometido en las últimas cuatro décadas, lo que deja en una situación precaria a miles de productores y agricultores hondureños que dependían de sus financiamientos.

Disposiciones para el cierre de Banadesa
1-Mediante el decreto legislativo se ordena a la Comisión de Nacional de Bancos y Seguros a proceder a la liquidación que establece la Ley del Sistema Financiero y adoptar las medidas para el pago de sus obligaciones con los acreedores.
2-Los decretos legislativos referentes a los alivios de deuda, readecuaciones o refinanciamientos de créditos u otros seguirán vigentes y serán aplicables por el tiempo de vigencia de los mismos y deberán ser cumplidos por el liquidador o la institución responsable de su cartera.
3-El decreto ordena a la Comisión Nacional de Banco y Seguros (CNBS) a remitir al Congreso Nacional el informe final del Proceso de Liquidación del Banco Nacional de Desarrollo Agrícola (Banadesa) ordenado con base en el decreto ley.

Un informe presentado por el administrador oficial de la institución, del 30 de septiembre de 2019, indicó que la entidad presentaba a esa fecha una insuficiencia patrimonial de L3,087,318,738, un índice de adecuación de capital (IAC) negativo de -251.78% y una pérdida de L3,289,854,633 al aplicar los ajustes técnicos y legales que evidenciaron el grave deterioro de la institución.

A lo anterior se suman las debilidades históricas en su gestión administrativa y financiera, la injerencia de diferentes sectores, la aplicación de decretos legislativos que declaró condonaciones de deudas por más 1,400 millones de lempiras, entre otras, colocaron al banco en una situación financiera inviable, que no le permite cumplir con el objetivo para el cual fue creado, ni le hace sostenible como negocio. Por otra parte, la limitada situación financiera del banco ha deteriorado aceleradamente el valor de los activos, lo que imposibilita al Gobierno a poder hacer frente a las múltiples obligaciones con los acreedores de la entidad, lo que compromete los recursos presupuestarios del Estado.

Al cierre de 2019 se logró reducir un 3% la mora crediticia (unos L40 millones), faltaban recuperar 2,100 millones.

El decreto de disolución de Banadesa establece que en lo concerniente a los alivios de deuda, readecuaciones o refinanciamientos de créditos del banco aprobados mediante decreto por el Congreso, sus disposiciones son aplicables por el tiempo de vigencia de los mismos y deben ser cumplidos por el liquidador o la institución del Estado que en lo sucesivo administre dicha cartera o activos de la institución.

Asimismo, se exime a Banadesa de cualquier pago, cargo, multa o recargo, que por incumplimientos al marco regulatorio le haya aplicado la CNBS, el Banco Central de Honduras y el Servicio de Administración de Rentas (SAR), con el fin de priorizar el uso de los recursos que se obtengan en el proceso de cobro o venta de los activos del Banco para atender obligaciones de acreedores conforme la prelación que establece la Ley del Sistema Financiero.

Envían cinco casos al MP por L800 millones

TEGUCIGALPA. Marco Antonio Cano, administrador de Banadesa, informó ayer que ya se remitieron al Ministerio Público cinco expedientes relacionados con fraude y despilfarro de fondos de esa institución estatal por un monto de 800 millones de lempiras.

“Queremos dejar claro que estamos haciendo bien nuestro trabajo, ya hemos trasladado cinco expedientes al Ministerio Público y bien sustentados, tanto de fraudes, mal uso de recursos, otorgamiento de créditos... Sin embargo, las condonaciones son hechos juzgados”, afirmó el interventor.

El diputado Jorge Lobo aseguró ayer que no se condonaron deudas al expresidente Porfirio Lobo Sosa ni tampoco a él. “Lo puedo garantizar, Banadesa no le condonó ni un cinco a Pepe Lobo, y ahí pueden investigar. A mí me han dicho que yo tenía préstamos ahí, pero no, uno saca en la banca privada”.

La Prensa