Pintan una iglesia católica con colores de la bandera de la comunidad LGTB

Representantes de la Iglesia Católica exigieron respeto por lo sucedido; dirigentes de la comunidad LGTB rechazaron su participación en manchar las paredes.

VER MÁS FOTOS
Así amaneció la iglesia católica Los Dolores en la capital.
Así amaneció la iglesia católica Los Dolores en la capital.

Tegucigalpa, Honduras.

Controversia generaron dos mensajes y los colores de una bandera de la comunidad Lésbico, Gay, Transexual, Bisexual (LGTB) puestos esta mañana sobre las dos paredes de la iglesia católica Los Dolores en la capital.

"El amor es libre", "Dios es amor", fueron los dos escritos que estaban en las paredes. Luego del hallazgo, fieles católicos reaccionaron molestos e indignados por haber manchado la infraestructura de un patrimonio de la ciudad y algo considerado como sagrado.

De momento no se sabe quiénes exactamente macharon la iglesia, por lo que las autoridades esperan ubicar a los responsables a través de las cámaras del 911.

Rechazo

Juan Ángel López, reconocido sacerdote de la Iglesia Católica en Honduras, dijo que "exigimos respeto, este no es el camino correcto, no es con ofensas que vamos a construir una mejor Honduras, sé que hay momentos en que nuestras idologías difieren y tenemos criterios distintos, pero hay que ser capaces. No solo han ofendido al pueblo católico, también al patrimonio cultural de Honduras".

Lea también: Calles inundadas y árboles caídos dejan fuertes lluvias en La Ceiba

“Pintar lugares históricos es una falta de cultura, falta de moralidad, falta de consideración a la gente", comentó Carlos Rubio, padre de la iglesia católica en Tegucigalpa.

iglesia 2.3(1024x768)
Indignación provocó en varios sectores el hallazgo de la pintura en las paredes de la iglesia católica.

Rihanna Ferrera, una de las dirigentes de la comunidad LGTB, rechazó que hayan participado en manchar con colores de su bandera la iglesia católica.

“Exigimos un poco de respeto hacia la comunidad LGTB sobre el tema de enfrentamientos con otros sectores, no tenemos motivos para enfrentarnos a la iglesia católica o evangélica”, expresó.

"En lo que no estamos de acuerdo es con el Congreso que no quiere legislar en favor de nosotras, pedimos el reconocimiento de la identidad de género, también hemos rechazado constantemente la violencia y el repudio en contra de la comunidad, pero ante todo tenemos respeto por las cuestiones religiosas", apuntó Ferrera.

La Prensa